Jonathan Luna, el principal sospechoso de asesinar a Micaela Ortega, la nena de 12 años que fue encontrada muerta anoche en Bahía Blanca luego de cinco semanas de estar desaparecida, se encuentra detenido y en las próximas horas prestará declaración luego de un allanamiento realizado en su domicilio.

29640_micaela(1).avi
Por cuestiones de seguridad el acusado, de 26 años, fue fichado en la sede de Narcocriminalidad y, pasadas las 5 de la madrugada, fue trasladado a una comisaría de la zona.

Según el secretario de Seguridad de Bahía Blanca, Emiliano Álvarez Porte, Luna "tenía pedido de captura en Río Negro".

"Tenía antecedentes y había un acta judicial en la casa", agregó el funcionario municipal y reconoció que esa información la conoció en las últimas horas.

Asimismo, afirmó que la policía había estado en la casa del acusado en Ingeniero White, pero hubo fallas en la investigación, ya que Álvarez Porte señaló que los efectivos "habían ido en uno de rastrillajes pero supuestamente no había ninguna relación".

"Estábamos buscando algo que no íbamos a encontrar", sostuvo el funcionario municipal en referencia a lo difícil que fue llegar al lugar donde estaba el cuerpo de la nena de 12 años.

El acusado confesó ante los uniformados que él la había asesinado y sobre esto, el secretario de Seguridad local señaló: "No se me ocurre cómo podríamos haberlo resuelto de otra forma. Hubiese sido imposible si no lo contaba".

Por último, sostuvo que "las redes sociales son muy peligrosas y que los jóvenes están expuestos a un peligro tremendo".