Tras una reunión llevada a cabo este domingo en Bogotá, Colombia, la Confederación Sudamericana de Fútbol confirmó el nuevo formato de la Copa Libertadores, que extenderá su cantidad de equipos, se jugará durante todo el año y tendrá una final a partido único en cancha neutral.
De esta forma, a partir del año que viene, Argentina pasará de tener cinco a seis representantes, mientras que las plazas restantes fueron dos para Brasil y también una para Colombia y Chile.

Los cambios comenzarán a implementarse a partir de la próxima edición, por lo que resta definir cuál será el mecanismo que la Asociación del Fútbol Argentino implementará para establecer qué equipo ocupará esta nueva plaza.

Por su parte, la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF) celebró la decisión que le permitirá contar con siete participantes en la Copa a partir del próximo año, dos adicionales a los cinco que actualmente tiene. Agregó que los clubes brasileños que disputarán la Libertadores serán los seis primeros del Campeonato Brasileño y el campeón de la Copa do Brasil.

"Ahora será el G6", aseguró la CBF en un mensaje en Twitter en el que hizo referencia al llamado G4, como son conocidos en la Liga los cuatro primeros de la clasificación por garantizarse cupos en la Libertadores.

Embed
La competición, según anticipó el organismo, tendrá más clubes (pasará de 38 a 42), será disputada casi todo el año (antes era 27 y va a 42 semanas) y la final será disputada en noviembre en partido único y campo neutro