Los delincuentes le escribieron desde Whatsapp al papá de la víctima y le dijeron que su hijo estaba bien. Además, argumentaron que robaron por "necesidad" y aclararon que a ellos "no les gusta hacer daño".
El padre del chico al que le habían robado el teléfono recibió mensajes de los supuestos ladrones, quienes le explicaban que su hijo estaba bien y que no le hicieron daño.

Además de pedir rescate (300 pesos) por el celular robado, los ladrones trataron de justificar su hecho delictivo. Aseguraron que robaron debido a la difícil situación que viven por "culpa de Macri".

conversacion-whatsapp.jpg