Lo solicitó el fiscal Leonel Barbella de la fiscalía en los Criminal n°5 en el marco que investiga irregularidades en la adquisición de Papel Prensa durante la dictadura militar.
El fiscal Leonel Barbella solicitó este miércoles al juez que entiende en la causa por la apropiación de Papel Prensa que sean llamados a prestar declaración indagatoria Héctor Magnetto, Bartolomé Mitre, Raymundo Juan Pío Podestá, Ernestina Herrera de Noble y Guillermo Juan Gainza Paz.

informe papel prensa
En su imputación el fiscal asegura que "sin que a las víctimas se les permitiera vender el paquete de acciones mayoritario de la empresa a otros interesados, los firmantes fueron obligados a ceder su dominio a personas elegidas por la junta de dictadores. Esto se llevó a cabo en un contexto de perscución política y en circunstancias concretas de intimidación conocidas por los empresarios civiles que participaron en la apropiación ilícita de bienes de la familia Graiver"".

Y concluye: "Les imputo a los nombrados el haber obligado mediante intimidación al grupo Graiver y sus allegados, víctimas identificadas precedentemente, a suscribir tres convenios cuyos objetos fueron la transferencia del capital social de la empresa Papel Prensa S.A. a favor de la Sociedad Anónima La Nación, Arte Gráfico Argentino (AGEA) y La Razón Editorial Emisora Financiera, Industrial, Comercial y Agropecuaria. La suscripción se concretó el día 2 de noviembre de 1976 en la sede del diario La Nación, ubicada en la calle Florida entre Av. Corrientes y Sarmiento de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, y todo ello en un marco de persecución política contra las víctimas y sus negocios, ordenada por la primera junta durante la última dictadura militar".

De acuerdo con el fiscal, "Héctor Magnetto y Bartolomé Mitre participaron en el desapoderamiento extorsivo por haber sido adquirentes, mientras que Podestá, en su carácter de secretario de la junta de dictadores, lo hizo dentro del plan persecutorio contra la familia Graiver y allegados a sus negocios".

En la imputación destaca que la viuda de Graiver, "Lidia Papaleo fue intimidada por el imputado Magnetto que 'firmara para conservar la vida de su hija y la suya también' y así suscribió 'muchos papeles'. Y Rafael Ianover firmó los documentos por 'el temor y el terror que vivía en ese tiempo' a ser secuestrado, por lo que no conoció el contenido de los convenios, el importe, ni las condiciones de la transferencia, como así tampoco, recibió copia del convenio, ni se animó a solicitarla".

El fiscal los imputó por delitos contra la humanidad, que son imprescriptibles, y el delito de extorsión.