El Papa acepta la renuncia de dos obispos por quiebra de una diócesis

Economía

Francisco aceptó la dimisión de dos arzobispos de Eslovenia. La diócesis que administraban tiene deudas por 800 millones de dólares. El agujero económico se descubrió en 2007.

El Papa Francisco aceptó este miércoles las dimisiones de dos arzobispos eslovenos, el de Liubliana, Anton Stres y el de Maribor, Marjan Turnsek, supuestamente en relación con la quiebra financiera de cerca 800 millones de la diócesis de Maribor en 2011.

La oficina de prensa del Vaticano solo informó que Francisco aceptó la dimisión de ambos arzobispos "en conformidad con el artículo 401/2 del Código de Derecho Canónico", por el que "se ruega encarecidamente" a los obispos diocesanos que presenten su renuncia "por causas graves".

Las dimisiones parecen estar vinculadas con la quiebra financiera que se descubrió en 2007, cuando se supo que la diócesis de Maribor había acumulado hasta 800 millones de euros en deudas por inversiones económicas muy arriesgadas.

En febrero de 2011, Benedicto XVI había ya cesado al arzobispo de Maribor, Franc Kramberger, considerado el mayor culpable del gigantesco agujero, y lo había sustituido por el actual, Marjan Turnsek, que era entonces obispo coadjutor de Maribor.

En italia se habló en su momento de que se trataba del peor desastre financieros de la historia de la Iglesia.

También se descubrió que el entonces arzobispo de Liubiana, Alojz Uran, que dimitió en 2009 por motivos de salud, fue corresponsable de la bancarrota de la diócesis de Maribor,

En enero de 2010 Anton Stres fue nombrado arzobispo de Liubiana.

En su momento, el semanal italiano l'Espresso habló de que se trataba del peor desastre financieros de la historia de la Iglesia, de un "agujero monstruoso, equivalente al dos por ciento de todo el Producto Bruto Interno esloveno y tres veces superior a las entradas registradas en el último balance del Vaticano.

Temas

Dejá tu comentario