Conjuez de la Corte se excusa de la causa por espionaje macrista

Política

El camarista Mariano Llorens se excusó de tener que fallar. Ya se sorteó nuevo conjuez.

El camarista Mariano Llorens, designado como conjuez de la Corte Suprema para intervenir en los planteos de la causa por espionaje ilegal durante el macrismo, se excusó de tener que fallar en ese expediente por “motivos de decoro y delicadeza”.

Llorens fue uno de los conjueces sorteados para fallar en el alto tribunal en los planteos que hicieron varios querellantes, entre ellos la vicepresidenta Cristina Kirchner. Además, fue el magistrado que respaldó la teoría del “cuentapropismo”.

El camarista tuvo intervención en varias de las causas relacionadas, y si bien considera que no es una causal de apartamiento, decidió quedar al margen por “motivos de decoro y delicadeza”. En su lugar, ingresará el juez Juan Carlos Bonzón, presidente de la Cámara Nacional en lo Penal Económico, según el sorteo realizado.

Querellantes en la causa en la que se investigan las maniobras de espionaje ilegal durante el gobierno de Mauricio Macri comenzaron a objetar la participación de algunos de los conjueces sorteados para actuar en lugar de los ministros de la Corte Suprema que se excusaron de intervenir en los distintos planteos que llegaron al tribunal

Algunas querellas habían pedido la excusación del camarista Javier Leal de Ibarra, y recusaron a Llorens, quien decidió apartarse.

Leal de Ibarra, presidente de la Cámara Federal de Comodoro Rivadavia, cuando se cometieron los hechos de espionaje, era quien desempeñaba como subdirector general de la Dirección de Asistencia Judicial en Delitos Complejos y Crimen Organizado (Dajudeco), según remarcaron las querellas.

Los abogados Jorge Chueco y Rafael Resnick Brenner advirtieron que para la época de comisión de los delitos investigados, “el Dr. Leal de Ibarra, se desempeñaba como segundo de la DAJUDECO, órgano que se encuentra involucrado en la ilegal, intercepción, grabación, utilización y difusión de comunicaciones telefónicas”.

Por ello, efectuaron una presentación ante la Corte para sugerir su excusación por “graves razones de decoro y delicadeza”.

También remarcaron la denuncia de la interventora de la AFI Cristina Caamaño acompañando 105.000 escuchas y la forma en que el organismo obtuvo tales grabaciones ilegales-

En cuanto a Llorens, el Colegio Público de Abogados de la Capital Federal, y también Chueco y Resnick Brenner solicitaron el apartamiento del juez ante el temor fundado de parcialidad. Llorens, que también figura en alguna causa como víctima de espionaje, integra la Cámara Federal porteña, firmó un fallo en diciembre pasado en el que sostuvo que solo hubo cuentapropismo, desvinculó a los acusados de la figura de la asociación ilícita, dictó faltas de mérito y modificó la calificación legal del caso.

En ese marco, la Cámara decidió revocar el procesamiento y dictar la falta de mérito para los ex jefes de la AFI Gustavo Arribas y Silvia Majdalani, que estaban acusados de asociación ilícita y espionaje ilegal. Majdalani quedó procesada pero por incumplimiento de deberes de funcionario público.

Los cuatro integrantes de la Corte Horacio Rosatti, Carlos Rosenkrantz, Juan Carlos Maqueda y Ricardo Lorenzetti, están excusados de intervenir en esa sumatoria de expedientes vinculados con la supuesta violación a la ley de Inteligencia. Todos han alegado razones como que podrían encontrarse entre los posibles damnificados de los hechos investigados.

Dejá tu comentario