Pepe Mujica en Radio 10: "Es espantoso lo que hicieron con las bolsas mortuorias en Casa Rosada"

Política

El ex Presidente uruguayo analizó la realidad política de América Latina y de la Argentina y también criticó la política sanitaria de su país frente a la pandemia: "Se cometieron errores y empezamos a vacunar tarde".

El ex presidente de Uruguay, José "Pepe" Mujica, opinó sobre la realidad política de la región, cómo la pandemia dejó a la vista el egoísmo "del mundo rico" y se mostró impactado por las bolsas mortuorias que puso la oposición al Gobierno nacional frente a la Casa Rosada, y aseguró: "Es una cosa espantosa".

En diálogo con Radio 10, el político y militante uruguayo analizó la realidad política de la Argentina: "A Alberto Fernández le toca bailar con la más fea, y la más fea es esa postura fanática que hay, que no se trata de estar de acuerdo sino de que hay que tener un nivel de tolerancia mutua porque cosas para construir. El problema de la Argentina es que parecen que andan en barcos distintos pero en realidad están todos en el mismo, y se necesitan unos a otros".

"Yo aprendí que si la Argentina anda bien, respiramos todos. El odio no construye, es una herramienta formidable de destrucción, y termina envenenando. Una cosa es tener pasión y otra el oscurantismo del fanatismo", manifestó Mujica.

Luego de mostró impresionado por lo que sucedió durante la última protesta que realizó la oposición al Gobierno nacional en Plaza de Mayo: "Me dejó impactado esos paquetones que colocaron frente a la Rosada, y pensé: 'pobre gente, se está desviando, ese es el camino de la nada'. Eso es una cosa espantosa. Me impactó porque es un pleito entre hermanos, por lo menos nacidos en la misma placenta. No se puede llegar a esos extremos".

foto bolsas.png

Al ser consultado, sobre la decisión del presidente Fernández de querellar para que se investigue la toma de deuda en nuestro país, Mujica señaló: "algo tienen que hacer, por lo menos conocer la historia real de lo que pasó, también hay responsabilidad del FMI en esto porque fue por una influencia política. ¿Y cuántas veces más habrá sucedido en el mundo?".

El ex mandatario habló sobre Cristina Fernández de Kirchner, y elogió la decisión de colocar a Fernández como candidato a presidente en las últimas elecciones: "Que señora dura, es una campeona, y tiene un peso brutal en la política argentina. Me pareció genial el tener la grandeza, con el prestigio y el peso que tenía, de abrir la puerta para juntar parte del peronismo que estaba disperso, y dar una batalla que más que el peronismo la necesitaba el pueblo argentino. Esa jugada merece un reconocimiento en sí mismo".

En cuando a su relación y los chispazos que tuvieron, Mujica reflexionó: "Yo soy un viejo terco y ladino, y ella (Cristina Fernández) tiene un carácter formidable, pero está bien. Le tocó manejar en esta civilización machista un país tan quisquilloso como es la Argentina y por eso tiene ese carácter".

Embed

En cuanto a la pandemia y la política sanitaria de su país, el político señaló: "Nos dormimos porque la cosa venía suave y bien, porque somos un país pequeño y no hay tanta ansiedad. Se durmió el gobierno y la población. Cuando hubo que salir a la feria de la vacuna, el mundo rico demostró lo que es nuestra civilización contemporánea, un egoísmo cruel".

"Se cometieron errores y empezamos a vacunar tarde. Ser un país pequeño podría haber sido una ventaja pero estamos empantanados. Hubo un poco de ojeriza ideológica porque no le gustaba la vacuna china ni la rusa", agregó.

Sobre las campañas contra la vacuna desarrollada por el instituto ruso Gamaleya, Mujica las calificó de "lastimosas y lamentables".

Sobre la situación política de América Latina, se mostró preocupado por el avance de la derecha y criticó la judicialización de la política: "Esa moda de judicializar en la política en América Latina es un veneno que ha metido la tecnología en contra de la política porque la considera una mercancía y se tiene que regir por el marketing".

Y añadió: "espero que la derecha haya aprendido algo de lo que significó esa luz al final del túnel, como decía (Mauricio) Macri, porque se estiró el túnel".

Por último, habló sobre su relación con política: "La política no es una profesión para mí, es una pasión, una vocación interior".

"La política es una necesidad antropológica. El hombre es un animal político porque es social, y si hay sociedad hay lío, y si hay lío alguien tiene que mediar. No se puede despreciar a la política", manifestó Mujica.