El ministro de Seguridad porteño dio detalles sobre cómo será el traspaso de la Policía Federal a la Capital. "La transición durará un año", aclaró.
Embed
El presidente de la Nación, Mauricio Macri, y el Jefe de Gobierno Porteño, Horacio Rodríguez Larreta, firmaron ayer martes el traspaso de cerca de 21 mil efectivos de la Policía Federal a la Metropolitana que multiplicará así sus filas, hoy de sólo 5 mil agentes.

El convenio por el cual la Nación transfiere la Policía Federal a la Capital prevé dos etapas para su puesta en marcha, una "transición" de un año y luego una "consolidación" de lo acordado, manifestó en diálogo con "Levantado de 10", el ministro de Seguridad de la Ciudad, Martín Ocampo.

"La primera etapa dura un año, donde van a existir al mando de las autoridades de la Ciudad dos policías, la Policía Metropolitana y la Policía Federal transferida. Duante este tiempo se van a hacer todos los trámites para la fusión y para tener a final del año una sola fuerza policial", precisó el ministro.

"Es una forma de aprovechar los recursos", evaluó Ocampo, al tiempo que afirmó que a partir de este acuerdo "vamos a tener más policías patrullando la ciudad de Buenos Aires" y que "la coordinación de esfuerzos va a ser mucho más fluída al tener el mismo comando político".