Francisco pidió a los participantes en el Foro Económico Mundial que "creen trabajo digno para todos" y que tenga en cuenta a los pobres.
El pontífice dijo en un mensaje enviado a ese foro y distribuido por el Vaticano que la "financialización" y la "tecnologización" de las economías globales y nacionales han tenido como consecuencia "menos oportunidades para un empleo satisfactorio y digno". "Conjugado con la reducción de la seguridad social, están causando un inquietante aumento de desigualdad y pobreza en diferentes países", agregó el Papa.

"Hay una clara necesidad de crear nuevas formas de actividad empresarial que, mientras fomentan el desarrollo de tecnologías avanzadas, sean también capaces de utilizarlas para crear trabajo digno para todos, sostener y consolidar los derechos sociales y proteger el medioambiente", sostuvo Francisco.

"Es el hombre quien debe guiar el desarrollo tecnológico, sin dejarse dominar por él", agregó el pontífice, quien dijo a los participantes del foro en Davos: "¡No se olviden de los pobres! Este es el principal desafío que tienen ustedes, como líderes en el mundo de los negocios".

"Llorar por la miseria de los demás no significa sólo compartir sus sufrimientos, sino también y sobre todo, tomar conciencia que nuestras propias acciones son una de las causas de la injusticia y la desigualdad", continuó Jorge Mario Bergoglio.
El papa estimó que "los líderes mundiales se enfrentan al reto de garantizar que la futura "cuarta revolución industrial", resultado de la robótica y de las innovaciones científicas y tecnológicas, no conduzca a la destrucción de la persona humana".
El pontífice consideró que "el momento actual proporciona una valiosa oportunidad para guiar y gobernar el proceso ahora en curso y construir sociedades inclusivas basadas en el respeto por la dignidad humana, la tolerancia, la compasión y la misericordia".
"Les insto, pues, a afrontar de nuevo el diálogo sobre cómo construir el futuro del planeta, "nuestra casa común" y exhorto a ustedes a hacer un esfuerzo unido para lograr un desarrollo sostenible e integral" concluyó el papa en su mensaje.