En medio de la crisis futbolística y con su entrenador Rodolfo Arruabarrena más en la cuerda floja que nunca, Boca llegó a San Juan para enfrentar a San Martín y Daniel Osvaldo volvió a dar la nota, aunque esta vez sin hacer demasiado.
Sucede que al delantero, que viajó junto al plantel pese a tener fracturado un dedo del pie, se lo vio arribar en ojotas y con el dedo pequeño del pie derecho completamente vendado. Sin embargo, la información del parte médico oficial de Boca había informado otra cosa.

Embed
"Daniel Osvaldo: fractura falange proximal 5to dedo pie izquierdo", rezaba el comunicado oficial del club sobre la dolencia de Osvaldo. Es decir, el ex jugador de la Juventus tenía vendado el otro dedo.

Si bien aún es incierta la presencia del delantero en el duelo ante los sanjuaninos, este percance no hace más que sumar una nueva incógnita: ¿Se trató de un error en el comunicado y la lesión es en el pie derecho o hubo algún otro inconveniente por el que no jugará ante San Martín?