En medio del escándalo político y financiero en Brasil, cada día que pasa se descubren nuevos episodios de corrupción, que amenaza con derrocar a la presidenta y conducir a la cárcel a diferentes funcionarios de ese país.
La Fiscalía de San Pablo pidió la prisión preventiva del expresidente de Brasil Luiz Inacio Lula da Silva, cuyos problemas legales oscurecen el horizonte de su sucesora Dilma Rousseff, sumida en una grave crisis política, en donde se pide la renuncia de Rousseff.
En ese contexto, la mandataria afirmó este viernes que no renunciará a pesar de las presiones crecientes que enfrenta por parte de la oposición por la crisis política.
"Creo que solicitar mi renuncia es reconocer que no existe base para el impeachment", afirmó Rousseff en una rueda de prensa en el palacio presidencial de Planalto, en alusión a la figura de derecho anglosajón con la se conoce el proceso de destitución que trata de impulsar la oposición, dijo la presidenta.

¿Cómo seguirá la situación y en qué afectaría a los argentinos? Marcelo Falak, periodista de Ámbito Financiero analizó por C5N lo que sería el mayor escándalo político y financiero de la historia del Brasil.
Mirá el video
petrobrás