El montaje está ubicado al lado del Monumento a la Revolución, en el corazón de la Ciudad de México, y consta de una estructura tridimensional en secciones con reproducciones fotográficas del interior de la capilla.
La Ciudad de México presentó este martes una reproducción a tamaño real de la Capilla Sixtina del Vaticano, en un proyecto que aspira llevar a la capital del país azteca este emblemático patrimonio de la humanidad.

Capilla Sixtina en México
"La Capilla Sixtina, uno de los Museos Vaticanos que anualmente registra la mayor cantidad de visitantes a nivel mundial, es recreada al 100% de su tamaño natural en la Ciudad de México", explicó el gobierno del Distrito Federal en un comunicado.

El montaje se ubica al lado del Monumento a la Revolución, en el corazón de la ciudad, y consta de una estructura tridimensional en secciones con reproducciones fotográficas del interior de la capilla.
Así, la Capilla Sixtina reproducida en México tiene una altura de 22 metros, 67 de largo y 28 de ancho, ocupando una superficie total de 510 metros cuadrados, agregó el escrito.

Capilla Sixtina en México
En el interior se instaló una estructura capaz de soportar la escenografía de los frescos, conformada con impresiones en tela sublimada, mientras que en el suelo se colocaron mamparas, arte y cristal templado.
Esta réplica cuenta, además, con una exposición audiovisual que ilustra la historia de la Capilla Sixtina.
Se calcula que cada hora podrá ser visitada por 1.200 personas
, de forma gratuita, hasta el próximo 25 de julio, cuando cerrará al público.

Capilla Sixtina en México
"Esta es la primera vez que el Estado Vaticano autoriza la itinerancia de este proyecto por diferentes lugares del mundo para brindar la oportunidad de conocer esta obra patrimonio de la humanidad", indicó el comunicado.

La Capilla Sixtina es considerada una joya de la pintura del Renacimiento y contiene frescos de Miguel Ángel, Pietro Perugino, Domenico Ghirlandaio, Bartolomeo della Gatta y Sandro Botticelli.
Es también el lugar en el que se celebra el cónclave para elegir al nuevo papa.