Un chico de 17 años murió en México después de que su novia de 25 le succionara el cuello y le generara un coágulo de sangre que le terminó afectando el cerebro.
Según el diario Hoy Estado de México, el joven de 17 años perdió la vida debido a una convulsión ocasionada por el coágulo, que viajó del cuello al cerebro por vía intravenosa.

El menor llegó a su casa luego de tener una cita con su novia, de 25 años. El incidente que le costó la vida ocurrió cuando cenaba con sus padres.

Si bien los médicos llegaron para intentar brindarle los primeros auxilios, el joven ya había perdido la vida.