Las autoridades confirmaron que la víctima se metió adentro del pozo y se desintegró a causa de la acidez y las altas temperaturas del agua.
Un hombre de 23 años murió disuelto en un géiser con la intención de darse un baño en uno de los tantos pozos de aguas termales del Parque Nacional de Yellowstone, Estados Unidos.

Las autoridades del parque informaron que Colin Nathaniel Scott visitó la cuenca del Geiser Norris junto a su hermana, Sable Scott, el 7 de junio de este año con la intención de darse un baño termal, pero cuando quiso chequear la temperatura del agua se precipitó adentro del pozo.

Yellowstone.flv
Los investigadores determinaron que Colin y su hermana, ambos de Portland, Oregon, se desplazaron por la cuenca del géiser Norris hasta una zona prohibida en el géiser Porkchop y subieron una cuesta.

El hombre cayó adentro del pozo de agua ácida hirviendo y murió en el acto, pero cuando al día siguiente quisieron recuperar su cuerpo fue imposible encontrarlo. "Para decirlo de manera rápida, hubo mucha disolución", expresó Lorant Veres, la sub jefa de los Guardaparques al sitio KULR8.

Embed
Las aguas termales de Yellowstone son muy ácidas proque están alimentadas por manantiales subterráneos que transportan ácido sulfúrico, lo que hace muy peligroso sumergirse en ellas.