Al policía de GH lo acusan de plantar pruebas…en un supuesto robo de golosinas

Espectáculos

La ficción y la realidad volvieron a manosearse en el lodo de Gran Hermano 5. Ahora le tocó al turno a “la autoridad” y a los supuestos casos de abuso del poder policial, dentro y fuera del revolucionario ciclo de Telefé.

Esta vez, el protagonista de los hechos fue Javier Maillo, el agente de policía que entró a la casa GH, y que para algunas de sus compañeras es el centro de las burlas.

Así, se pudo ver a Mariana y Andrea reírse del comportamiento "vigilante" y el temple siempre alerta del muchacho de 30 años al que calificaron de “rati pu…”, en alusión al apodo despectivo que reciben los miembros de esa fuerza.

Pero eso no es todo. Envalentonado en la presentación de uno de los informes, Jorge Rial, el conductor del ciclo, comparó un supuesto gesto de Javier con la más turbia de las acciones policiales.

Todo sucedió durante el litigio entre el santafesino y Andrea, cuando el primero la acusó de haberle sustraído sus golosinas. La chica negó los hechos y dejó entrever que el muchacho la estaba prejuzgando por su porte “barrial”. Más aún, que había inventado supuestas pruebas en su contra.

Ante estos hechos, Rial echó un leño más al asunto. “¿Estaremos ante otro caso de corrupción policial. Estará Javier plantando pruebas como suelen hacer los policías?, se interrogó.

“A mi me pagan por desconfiar”, se atajó Maillo al aire desconociendo las acusaciones de abuso de poder con las que se lo estaba apuntando.

Es que tal vez, quien fuera campeón sudamericano de salvamento acuático en 2005 y recibiera dos condecoraciones al mérito por rescatar víctimas de las inundaciones de Santa Fe, quizás pierda todos estos reconocimientos.

Es que todo el mérito cosechado puede quedar enterrado tras su paso por el ciclo, don el único título que consiguió fue el de “Tanga Man”.

Dejá tu comentario