Escándalo por un comentario misógino en el Congreso de Estados Unidos

Un legislador hizo una "broma" sobre golpear a una mujer. Le pidieron que se disculpe o renuncie.

El jefe de la bancada republicana en la Cámara de Representantes de Estados Unidos, Kevin McCarthy, bromeó con la posibilidad de golpear con un mazo a la presidenta del cuerpo, la demócrata Nancy Pelosi, y fue instado a disculparse públicamente o renunciar al cargo.

El hecho sucedió durante una cena de recaudación de fondos en Tennessee, cuando McCarthy habló con optimismo sobre las perspectivas de que su partido retome el control de la cámara en las elecciones de mitad de período el próximo año.

En un momento, los asistentes le dieron un mazo de gran tamaño, y el jefe de bancada expresó que con ese instrumento en su poder tendría dificultades para resistirse a golpear a Pelosi.

"Quiero que vean a Nancy Pelosi entregándome ese mazo; sería difícil no golpearla con él", manifestó McCarthy entre risas, según informó el Washington Post y un periodista local de Nashville.

Este domingo, el representante Ted Lieu, de California, instó al republicano a disculparse o renunciar. Lo mismo hizo el legislador de California, Eric Swalwell.

"La violencia contra las mujeres no es una broma", tuiteó, por su parte, la representante Teresa Leger Fernández, de Nuevo México, cuya indignación fue compartida por numerosas legisladoras. "Amenazar con violencia política no es una broma; estos comentarios son misóginos y peligrosos", escribió.

Dejá tu comentario