"Perdoname si no pude defenderte": el padre de una familia que murió en Ucrania se enteró de todo por Twitter

Mundo

Serhiy Perebyinis, de 43 años, estaba en el este de Ucrania atendiendo a su madre enferma cuando mataron a su familia.

El esposo de la mujer ucraniana y padre de los dos niños asesinados cuando intentaban escapar de los bombardeos en las afueras de Kiev el domingo, se enteró de las muertes en Twitter.

Tatiana Perebeynos, de 43, Mykyta, de 18, y Alicia, de 9 años fueron asesinados por las fuerzas rusas cuando cruzaban corriendo un puente dañado en la ciudad ucraniana Irpin. Junto a ellos se encontraba Anatoly Berezhnyi, un voluntario de la iglesia que los estaba ayudando a escapar.

Una foto de sus cuerpos esparcidos por el pavimento llevó al presidente ucraniano Volodymyr Zelensky a prometer que mataría a “todos los bastardos” responsables de la matanza indiscriminada de civiles.

Serhiy Perebyinis, de 43 años, estaba en el este de Ucrania atendiendo a su madre enferma cuando mataron a su familia. Se echó a llorar hablando de los asesinatos sin sentido durante una entrevista con The New York Times.

"Le dije: 'Perdóname que no pude defenderte.Traté de cuidar a una persona, y eso significa que no puedo protegerte”, reveló durante una entrevista con The New York Times.

“Ella dijo: ‘No te preocupes, saldré’”, recordó de la última conversación que tuvo con Tatiana, que intentaba evacuar a sus hijos en una minivan cuando se vieron obligados a escapar a pie por un puente antes de morir.

Perebyinis dijo que sentía que era importante que las imágenes de la espantosa muerte de su esposa e hijos hayan enfurecido a los líderes de Ucrania y tocado el corazón de sus simpatizantes en todo el mundo. “El mundo entero debería saber lo que está pasando aquí”, dijo.

Tatiana, una trabajadora de TI a la que su empresa había instado a evacuar el mes pasado, no se fue antes por preocupaciones sobre cómo traer a su madre, que padece la enfermedad de Alzheimer. Se había estado refugiando en el sótano de la familia con sus hijos después de que un proyectil impactara en su edificio.

Mykyta durmió todo el día y se quedó despierto toda la noche, cuidando a su madre y hermana, dijo Perebyinis. “Estaba bajo mucho estrés”, dijo su padre.

Cuando los ataques se intensificaron, su esposa decidió huir de la zona con sus hijos y padres. El sábado intentaron salir de la ciudad en su minivan, pero fueron disuadidos por un tanque que pasaba por la calle. El domingo por la mañana condujeron lo más lejos que pudieron, pero se vieron obligados a evacuar su minivan e intentaron cruzar a pie el puente dañado.

familia muerta ucrania

Perebyinis había estado tratando de monitorear la ubicación de su familia en una aplicación de teléfono celular. Supo que algo había salido mal cuando el rastreador mostró que el teléfono estaba en un hospital de Kiev y nadie contestaba sus llamadas. Vio una publicación de Twitter de la escena después de leer informes de que una familia había muerto por un ataque en la ruta de evacuación.

“Reconocí el equipaje y así fue como lo supe”, dijo sobre las valijas y mochilas manchadas de sangre que llevaba la familia.

Para regresar a Kiev, Perebyinis voló a Rusia y cruzó una frontera terrestre hacia Polonia, donde los guardias rusos finalmente lo dejaron pasar después de amenazarlo con arrestarlo.

“Toda mi familia murió en lo que ustedes llaman una operación especial y nosotros llamamos una guerra. Puedes hacer lo que quieras conmigo. No tengo nada que perder”, dijo Perebyinis.

Era la segunda vez que la pareja, que se conoció en la escuela secundaria, y sus hijos se vieron desgarrados por la guerra. La familia se había mudado a Kiev en 2014 después de ser desplazada por el levantamiento de Rusia en la ciudad oriental de Donetsk.

Berezhnyi, el voluntario de la iglesia, había mudado a su esposa al oeste de Ucrania pero regresó a Irpin para ayudar a su iglesia a evacuar a los feligreses. Corrió para ayudar a la familia Perebyinis cuando comenzaron los bombardeos, dijo al Times el pastor de la Iglesia Bíblica de Irpin, Mykola Romaniuk.

“Era el tipo de amigo que está listo para ayudar sin necesidad de palabras”, dijo y añadió: “No sé cómo Dios puede perdonar tales crímenes”.

Zelensky habló sobre el ataque en un discurso el domingo: “Castigaremos a todos los que cometieron atrocidades en esta guerra. En nuestra tierra. Encontraremos a todos los bastardos. Que disparó a nuestras ciudades, a nuestra gente. Que bombardearon nuestra tierra. que lanzaba cohetes. El cual dio la orden y presionó ‘start’”.

Embed

Dejá tu comentario