-

Macri visitó a la policía baleada que presenta "una mejoría general" de su salud

05 de mayo de 2018

Rocío Villarreal fue operada tras resultar herida en el intento fallido de fuga de un preso en la Comisaría 1º de San Justo. Macri y su mujer Juliana Awada la visitaron este sábado.

La sargento de la Policía bonaerense Rocío Villareal continúa "estable, con buena evolución en el segundo día de postoperatorio sin presentar complicaciones", tras ser operada esta semana.

A su vez, este sábado por la tarde, el presidente Mauricio Macri junto con su mujer Juliana Awada visitaron a Rocío. "Hoy fuimos al Sanatorio Fitz Roy, donde un equipo médico monitorea su evolución. Quería decirle en persona que no está sola, que es muy valiente y que estamos a su disposición para ayudarla en todo lo posible durante su recuperación", señaló el jefe de Estado en su cuenta de Facebook.

De acuerdo al último parte médico del Centro Médico Integral Fitz Roy, Villarreal está "sin cambios respecto a la función motora y de sensibilidad en los miembros inferiores" tras recibir un disparo que le atravesó la vértebra 12.

Embed

Sin embargo, Villarreal "continúa sin ningún tipo de soporte cardiorespiratorio, con mejoría del estado general" por lo que "se aguarda el alta por el equipo de traumatología de columna para iniciar el plan de rehabilitación".

Los especialistas determinaron que "cuanto antes comience es mejor" así que la sargento podría arrancar su rehabilitación el lunes que viene, informó el canal C5N.

"Tiene buena tolerancia de la alimentación por vía oral. Se encuentra lúcida, tranquila y consciente de la situación que está atravesando. Está acompañada por sus familiares y en seguimiento por el servicio de psiquiatría", detallaron.

Temas