-

Se rescindió el 30% de los contratos de alquiler por la crisis: inquilinos reclaman viviendas sociales

20 de marzo de 2019

Un grupo de más de 600 vecinos de distintos partidos del conurbano bonaerense impulsan un petitorio para que la Provincia lance un sistema de créditos donde el alquiler sirve como cuota de pago de la propiedad.

Glenda Gómez cumple 42 años este miércoles. Lo festejará en su departamento de dos ambientes ubicado en Boulogne, partido de San Isidro, donde vive apeñuscada con su pareja y sus dos hijos -de 13 y 20- mientras mantiene intacto el sueño de la casa propia a pesar de la crisis.

Como primera medida para 2019, Gómez decidió que no se endeudará más para pagar un alquiler de 13 mil pesos para vivir en una casa que le queda chica. Su primer impulso fue mirar los créditos hipotecarios Procrear, pero no tiene la capacidad de ahorro necesaria para ingresar a un plan con su sueldo de empleada administrativa de una cadena de supermercados.

"El plan Procrear es mentiroso porque yo no puedo tener un 10% de ahorro de lo que vale una vivienda si estoy endeudada porque tengo que pagar el alquiler, darle de comer a mis hijos, pagar la tarjeta que es lo que uso para hacer las compras en el mercado, pagar un plan de salud, si puedo", explicó Gómez en una charla con minutouno.com.

inquilinos casa propia.jpg
El grupo que impulsa Inquilinos por una Casa Propia
El grupo que impulsa Inquilinos por una Casa Propia

La mujer gana $25.000 por mes y necesita $38.000 para renovar el alquiler de la casa que ocupa hoy en día, una tarea que le resulta prácticamente imposible por los ingresos con los que cuenta su hogar. Y en la situación de ellas están al menos el 30% de los inquilinos que ya tuvieron que rescindir el contrato anticipadamente por problemas para cubrir con el pago, según difundió este martes la Federación de Inquilinos Nacional.

Mientras tanto, los hijos de Gómez duermen en el comedor de su casa, y ese no es el único esfuerzo que tuvieron que hacer. "Al menor lo saqué del colegio privado y lo pasé al del Estado, que es muy buen colegio pero cada vez vamos achicando más gastos", ofreció a modo de ejemplo la mujer.

El empeño de Gómez reverdeció tras un viaje a San Luis (sus primeras vacaciones en 10 años) donde sus parientes le contaron que las viviendas sociales empiezan a pagarse recién cuando son entregadas y, además, no requiere de ningún ahorro previo. El 100% del valor de la casa se financia en cuotas. Ahora sueña con trasladar el sistema de la provincia liderada por los Rodríguez Saa a la gobernada por María Eugenia Vidal.

Para eso creó el grupo de Facebook "Inquilinos Argentinos por un Techo Propio", del que ya participan 490 personas, algunos de Lanús, Morón, Avellaneda, San Martín e incluso "gente de Capital", como explicó.

Además publicó una petición en la plataforma Change.org para que Vidal la reciba con un grupo de inquilinos para conocer el proyecto. Ya más de 600 inquilinos firmaron ese petitorio.

petitorio inquilinos.jpg

"Nosotros queremos pagar nuestro techo. No tenemos bandera política, es una petición a cualquier gobernante que esté. Queremos trabajar conjuntamente con el Gobierno. Queremos pedirles que, una vez que estemos adentro de las viviendas, como se hace en San Luis, paguemos cuotas accesibles", explicó Gómez.

La mujer se mostró temerosa de las "dos opciones" que ve en caso de no poder pagar un alquiler. "O nos ponemos una casilla el medio de la villa en algún terreno que usurpemos, o nos separamos. Yo le tengo que dar a mis hijos al padre e irme a la casa de mi mamá en Ramallo", se lamentó.

La tercera “Encuesta Nacional a Inquilinos” que realizó la Federación muestra que el alquiler avanzó 6 puntos porcentuales por sobre el salario en comparación con el año pasado.

“Ante la ausencia de datos oficiales, desde la Federación de Inquilinos comenzamos hace un año a realizar encuestas en todo el país para medir el impacto del aumento en el precio del alquiler. En febrero de 2018, dio como resultado que los inquilinos destinaban –en promedio- el 41% de sus ingresos en el pago del alquiler. Seis meses después, en agosto, esa cifra ascendía a 45% y actualmente, alcanza el 47%", sostiene el informe.

En tanto, según un relevamiento de CEPA, a nivel nacional, el 18 por ciento de los argentinos alquila, mientras que en la Capital Federal el 40% de sus habitantes paga un alquiler.

Gómez explicó que su madre también es inquilina, y que ella sólo vivió en una "casa propia" los tres años que estuvo instalada en lo de su ahora ex suegra junto al padre de sus hijos. Por eso sueña con aplicar el sistema puntano porque "tienen una manera de vivir fabulosa" en la que "los barrios son hermosos y la gente es diferente, tienen reglamentaciones que conllevan a que vivan bien y tranquilos".

inquilinos facebook.jpg

"No es como en Boulogne que vos tenés lo que se llaman viviendas sociales que en algún momento se dieron que hoy son todas villas, o monoblocks en donde no podés entrar por el tema de la droga. Los que somos de alrededor no podemos pasar por la esquina ni nada porque es peligrosísimo", apuntó.

Conciente de que las cuotas mensuales no serían igual de bajas que en San Luis (donde rondan los $500), Gómez propuso: "Por lo menos que nos den cuotas que podamos pagar de acá a 20 o 30 años", acordes al ingreso del comprador.

"Somos trabajadores, sabemos que lo que el Estado nos da hay que devolverlo de alguna manera. Somos gente de trabajo que queremos pagar. Queremos que el Gobierno nos haga propuestas que sean accesibles, que no sean mentirosas", repitió.

El título del grupo ya dice mucho del objetivo de Gómez y sus adherentes. "Es mi lucha y me la puse al hombro", aseguró.

"Hay gente que se quiso sumar al grupo y, bueno, nos trató de xenofóbicos. Pero en un momento yo expliqué que yo soy argentina, y siempre doy el mismo ejemplo: si yo en mi casa tengo tres platos de comida y tres hijos, a la persona que yo tengo afuera, si yo le abro la puerta, me quedo sin darle de comer a ellos (sic)", explicó.

"Seamos coherentes. Si nosotros los argentinos nacimos acá y no tenemos un techo, no nos dan la posibilidad de acceder a un techo, ¿cómo voy a luchar por los de afuera?", sentenció Gómez.

Temas