Femicidio en Laferrere: identificaron a la mujer que fue hallada con 21 puñaladas

13 de noviembre de 2019

Se trata de Magdalena Perlata, de 36 años, y era madre de dos nenes. Un tatuaje tribal fue clave para identificarla.

Los investigadores identificaron a la mujer que fue hallada este martes asesinada de 21 puñaladas en el barrio San Pedro de La Matanza: se trata de Magdalena Perlata, de 36 años, su ex pareja la identificó luego de que buscarla tras llevar un día desaparecida. Tenía dos hijos.

Los detectives confirmaron, además, que la principal hipótesis de la causa en manos de los fiscales Claudio Fornaro y Juan Pablo Tathagian es un femicidio: la víctima estaba semidesnuda, tenía una bolsa de plástico en la cabeza y estaba atada de pies y manos para que el cuerpo permaneciera compacto.

La autopsia determinó que el cadáver tenía heridas de arma blanca "concentradas en el cuello y en el omóplato". En total fueron 21 puñaladas. Presentaba cortes en la cabeza y en un bazo. Esas heridas le provocaron un shock hipovolémico, es decir, una hemorragia que evitó que el corazón pueda seguir bombeando sangre al resto del cuerpo. La bolsa fue colocada después de la muerte.

Además, los médicos descartaron el abuso y que haya sido lavada. Confirmaron que fue asesinada en otro lugar, debido a que fue "descartada sin vida" y a que en el cuerpo se encontraron rastros de arena, tierra, y pelos de animales, detallaron los investigadores que creen que hubo un solo autor del crimen. La data de muerte fue estimada entre 12 y 24 horas del hallazgo.

Embed


Juan, el vecino que encontró el cadáver y llamó a la policía, contó a C5N que eran las 5.50 de la madrugada cuando salió de su casa para llevar a su mujer al trabajo y, al ver el bulto, su esposa primero "pensó que era basura", pero cuando pasaron al lado con el auto vieron "el pie de una persona" y activaron "la alarma vecinal".

El hombre explicó que se podía apreciar que "se ensañaron bastante con esta persona", ya que "tenía una bolsa en la cabeza, unas puntadas en el cuello en la parte de atrás y estaba toda atada".

El vecino dijo que la bolsa "era de nailon verde" y le "cubría toda la cabeza" y que no se podía descartar que la muerte haya sido por "asfixia", ya que "se ve cómo que la chica quiso respirar y la bolsa la tenía metida en la boca".

Respecto a la vestimenta, dijo que sólo le vio "una remera negra tipo musculosa", que en "la parte de abajo no tenía ropa" y que se veía "un tatuaje tribal desde la cadera hasta la pierna".

Sobre la posición en la que estaba el cadáver, comentó que la mujer "estaba doblada como en cuclillas y atada de pies, manos y cuerpo" y que además estaba "de costado pero con la cabeza mirando para arriba, con las piernas y los brazos flexionados".

Juan agregó además que la frazada y la sábana que envolvían el cuerpo no estaban manchados con sangre y que el cadáver estaba "atado con fuerza para que quede compacto". Juan afirmó que "por unas cámaras que hay se pudo individualizar un auto" que ahora se investiga si tuvo participación en el hecho.

Se trata del quinto femicidio cometido en los últimos seis días: el jueves de la semana pasada fue asesinada la enfermera Daiana Almeida en San Nicolás; el viernes Brisa Méndez fue encontrada enterrada en la casa de su tío en Derqui; y ese mismo día un hombre mató a la comerciante Gabriela Degiorgio, en la ciudad santafesina de Esperanza.

El lunes pasado, fue encontrada asesinada en Mar del Plata una joven llamada Ana Laura Díaz (26) y por cuyo crimen detuvieron a su pareja de 55 años.

Temas