Alberto Fernández le aceptó la renuncia a Wado de Pedro

Política

Alberto Fernández busca un reemplazo de Wado de Pedro como ministro del Interior, anticipó Gustavo Sylvestre en C5N.

El presidente Alberto Fernández le aceptó este jueves la renuncia al ministro del Interior, Eduardo "Wado" de Pedro, quien desencadenó la crisis al interior del gobierno ayer cuando hizo pública ayer su renuncia, gesto que fue seguido por todos los otros funcionarios kirchneristas en lo que fue interpretado como un inequívoco intento de presión.

Gustavo Sylvestre adelantó este jueves por C5N que Alberto Fenández "ya le está buscando reemplazo a Wado de Pedro".

En igual sentido se pronunció Jorge Rial quien a través de su cuenta en Twitter señaló que "por ahora, el único que efectivamente se iría del gabinete sería @wadodecorrido".

https://twitter.com/rialjorge/status/1438530697799602179

El quiebre al interior del oficialismo viene de larga data y responde a las presiones de un sector por subir el gasto social y la mesura de otro para mantener las cuentas equilibradas mientras se intenta alcanzar un acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Aunque hasta el momento las fricciones, siempre lógicas al interior de una coalición gobernante, se habían dado en voz alta, terminaron por estallar de manera estruendosa el domingo pasado luego que el macrismo se impusiera en las Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO).

Luego de la reunión de casi tres horas que mantuvieron en la Quinta de Olivos el martes por la noche Fernández y Cristina Kirchner para analizar el resultado de las PASO y los pasos a seguir, una decena de funcionarios nacionales de extracción kirchnerista pusieron su renuncia a disposición del mandatario.

En tanto la tercera pata de peso dentro del Frente de Todos, el massismo, se reunió ayer para definir qué posición tomarían frente a la interna.

Fernández en tanto rompió el silencio este jueves y apostó por mantener la unidad de la coalición gobernante. Aseguró que el Gobierno "debe escuchar el mensaje de las urnas y actuar con toda responsabilidad. Debemos hacerlo, y lo haremos, para asegurar que se satisfagan las necesidades de nuestro pueblo".

Y llamó a honrar "el compromiso asumido en diciembre de 2019, de cara a la sociedad. No es este el tiempo de plantear disputas que nos desvíen de ese camino. Nuestro mayor desafío es continuar el proceso de reactivación ya iniciado, promover el empleo y garantizar la educación y la salud de nuestro pueblo. En cada acción que llevemos adelante, en cada decisión, ese debe ser nuestro norte".

Trató de reencauzar el debate político que debería ocupar a los argentinos: "Hay dos modelos de país en pugna que se debaten en estas elecciones: el que descree del trabajo y la producción y sólo promueve la especulación financiera y el que cree que con una producción pujante recuperaremos la dignidad del trabajo para todos y todas".

Y concluyó: "He oído a mi pueblo. La altisonancia y la prepotencia no anidan en mi. La gestión de gobierno seguirá desarrollándose del modo que yo estime conveniente. Para eso fui elegido. Lo haré llamando siempre al encuentro entre los argentinos. Mientras lo haga seguiré garantizando la unidad del Frente de Todos a partir del respeto que nos debemos. Es tiempo de que nuestra única obsesión sea promover la prosperidad de los hombres y mujeres de nuestra Patria".

Dejá tu comentario