Argentina podría ir a la ONU por la intención británica de ampliar el dominio en Malvinas

Política


  • El canciller Jorge Taiana aseguró que Argentina protestará ante la ONU si Gran Bretaña avanza con su intención de ampliar la zona de exclusión alrededor de las Islas Malvinas.
  • El planteo británico recae sobre la plataforma continental del límite exterior del archipiélago, de 200 a 350 millas hacia el este, para explotar recursos petroleros.

El Gobierno argentino confirmó hoy que presentará una protesta formal ante las Naciones Unidas si Gran Bretaña avanza con su planteo sobre la ampliación de la zona de exclusión alrededor de las Islas Malvinas.

"Va a ser protestada (la presentación británica) y no tendrá ninguna posibilidad de ser considerada por la comisión de límites de las Naciones Unidas, porque hay en el medio una cuestión de disputa de soberanía", aseguró el canciller Jorge Taiana en declaraciones al matutino La Nación.

En tanto, el jefe de Gabinete, Alberto Fernández, señaló que este pedido "se hace en algo inmediato, pero hay que decir que este tipo de planteos periódicamente los hace Inglaterra y generalmente no tiene suerte".

Por su parte, Eduardo Airaldi, director general de Malvinas y Atlántico Sur de la Cancillería, indicó que el país aún "no tiene prevista ninguna reunión por la disputa de la soberanía" de las islas.

"En las Malvinas en cuanto a oro no se encontró nada, con respecto a hidrocarburos no se encontró la cantidad suficiente como para explotar. Para la Argentina el primer tema con el Reino Unido es la lucha de la soberanía", remarcó el diplomático.

A su vez, Federico Storani, vicepresidente de la Comisión de Relaciones Exteriores de la Cámara de Diputados, aseguró que "es muy importante que haya una reacción enérgica" en el país contra la pretensión inglesa.

Según dijo, las pretensiones británicas son muy "negativas para los intereses argentinos".

"Es un tema que efectivamente es cierto que no es nuevo pero que es muy negativo para nuestros intereses", expresó el legislador.

En declaraciones a radio América, explicó que "los británicos, que han sido los que históricamente han planteado prácticamente costa seca y planteado solamente tres millas marinas alrededor de las islas, ahora han planteado la denominada zona económica exclusiva, que comprende las 200 millas y la posibilidad de su ampliación".
 
"Nosotros entendemos que es muy importante que haya una reacción enérgica" para rechazar este planteo, enfatizó Storani.

A su vez, remarcó que el país debe "volver a realizar una presentación en el seno de la asamblea de Naciones Unidas vinculada a la necesidad de empezar negociaciones por el tema de fondo".

Gran Bretaña prevé reclamar ante la ONU la ampliación de su zona de dominio en torno de las Islas Malvinas, con el objetivo de explotar posibles yacimientos de petróleo y gas en el Atlántico Sur.

Según trascendió, Gran Bretaña habría pedido una audiencia en la Cancillería para discutir con el gobierno argentino el proyecto de extender la potestad inglesa en las áreas de influencia de las Malvinas.

El planteo recae sobre la plataforma continental del límite exterior del archipiélago, de 200 a 350 millas hacia el Este, mediante una presentación en la Convención sobre el Derecho del Mar de las Naciones Unidas.

Dejá tu comentario