Moreno quiere ser querellante en causa por supuestas amenazas

Política

Los abogados del secretario de Comercio pidieron al juez federal Daniel Rafecas que su cliente sea admitido como parte en el proceso judicial que se inició tras la publicación del funcionario dentro de un féretro.

El secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, quiere ser querellante en la causa judicial, abierta a partir de una denuncia presentada por el ministro de Justicia, Julio Alak, por supuestas amenazas contra el alto funcionario kirchneristas en ocasión de un cacerolazo frente a su casa del barrio porteño de Constitución.

Fuentes judiciales informaron este miércoles que los abogados de Moreno pidieron al juez federal Daniel Rafecas que su cliente sea admitido como parte en el proceso, pero hasta esta tarde el magistrado solamente había decretado "téngase presente", sin resolver a favor ni en contra.

El 27 de septiembre, Alak en persona concurrió a los tribunales federales de Retiro y radicó una denuncia penal por la aparición en Internet de imágenes de Moreno metido en un ataúd y con un tiro en la frente, así como por el cacerolazo frente al departamento del secretario pidiendo que se investigue si hubo delito de de "amenazas de muerte".


Dejá tu comentario