Confirman que el conductor de la Panamericana tenía 1,45 gramos de alcohol en sangre

Sociedad

Superaba en tres veces el límite permitido. Además, médicos forenses que realizaron la autopsia determinaron que la víctima murió en el acto.

El conductor que atropelló y mató a un ciclista en la autopista Panamericana y condujo 17 kilómetros con el cadáver incrustado en el parabrisas, estaba alcoholizado, confirmaron este miércoles fuentes judiciales. Asimismo, los médicos forenses que realizaron la autopsia determinaron que la víctima murió en el acto y sufrió un paro cardiorrespiratorio traumático.

El test de alcoholemia realizado al momento de la detención determinó que el imputado Pablo Daniel García (28), tenía 1,45 gramos de alcohol en sangre, casi el triple del dosaje máximo permitido para manejar, que es 0,5.

      Embed

El hecho ocurrió en la mañana del lunes cuando el hombre a bordo de un Peugeot 504 arrolló al cicilista, en el kilómetro 51 de la Panamericana, en el partido de Pilar.

Según informó Diario Pilar, el cuerpo de la víctima atravesó el parabrisas para quedar incrustado boca arriba en el lugar del acompañante, con las piernas afuera del vehículo. La situación fue advertida por el conductor 18 kilómetros después por una trabajadora de la cabina de peaje.

"Señor, usted lleva un muerto ahí, ¿no lo ve?", le preguntó la empleada. El hombre, sorprendido y en aparente estado de ebriedad, aseguró no haberse dado cuenta.

La víctima, identificada como Reinaldo Rodas, se dirigía en bicicleta hacia su trabajo de vigilador en un barrio privado. Los investigadores intentan determinar si el ciclista perdió la vida en el momento del impacto o en el trayecto, por no recibir inmediata atención médica.

Dejá tu comentario