Intentan salvarle el piecito a la beba quemada con un caloventor

Sociedad

Los médicos de la maternidad San Lucas en Neuquén están haciendo todos los procedimientos posibles para no amputarla . "Esta muy grave", había dicho su abuela. Además de las quemaduras, tiene problemas respiratorios.

La beba que nació prematura y se encuentra internada en la maternidad San lucas de Neuquén, está siendo operada de las graves quemaduras que sufrió al haberse quemado con un caloventor.

Los médicos intentarán no amputarle el pie, por lo que sólo le sacarán los dedos de los pies y se le realizará un raspaje de la planta que son las zonas más afectadas y donde ya se produjo una necrosis (muerte celular).

"Está muy complicada de salud, porque ha bajado de peso, todavía no le pueden dar leche", dijo Eva Cerna, abuela de Victoria.

"La intención de los médicos era trasladarla a Buenos Aires, pero no se puede mover, está muy grave. Está todo disponible, el avión, pero no se puede mover, es muy grave", dijo.

"Quiero agradecer a toda la gente que nos esta apoyando, de corazón.La beba está muy grave. La mamá, Laura, está muy mal por el estado de salud de Victoria", confió.

Victoria nació el 5 de abril con 31 semanas de gestación en un parto de urgencia. Debido a su estado, debió ser entubada para fortalecer su sistema respiratorio hasta que se lograra concretar el traslado hacia el Alto Valle ya que se encontraba en el hospital Jorge Ahuad, en La Pampa, que no contaba con todos los elementos necesarios para cuidarla.

La falta de equipamiento y la necesidad de que la beba tenga calor para poder sobrevivir, llevaron a que una enfermera intentara calentarla en contacto directo con un caloventor, lo que le ocasionó heridas extremadamente graves, a tal punto de que "deberán amputarle el pie".

Así lo confirmó su abuela Eva quien también señaló que la menor continúa con problemas respiratorios. "Su estado es grave sobre todo porque tiene comprometido el sistema respiratorio", dijeron desde su familia.

Temas

Dejá tu comentario