Durante el encuentro entre el Castel San Niccolo y el Fortiz Arezzo por la Liga Regional italiana, un jugador enloqueció al ser expulsado y le pegó una terrible patada de atrás al árbitro, que sin embargo, ni se inmutó. Mirá lo que pasó.

Liga italiana