El arquero de River, Marcelo Barovero, sufrió un "fuerte golpe" durante el partido ante Peñarol pero ninguna lesión ósea en la zona costal, aunque difícilmente llegue en condiciones para el choque ante Patronato, el sábado en Paraná, por el torneo local.
"En principio fue un fuerte golpe y nada más, esperemos que no sea nada lo importante es que no hay nada óseo. Ahora el médico debe ver los estudios. Ahora a descansar hoy y mañana volver", dijo Barovero al salir de la Clínica Rossi, en el barrio porteño de Belgrano.

Embed
Asimismo, Barovero admitió que tiene dolor en la zona costal izquierda, por el golpe que tuvo durante el partido ante Peñarol, en la caída 4-1 durante la inauguración del estadio "Campeón del Siglo", en Montevideo, por lo cual seguramente deberá hacer reposo. En el caso de que Barovero no llegue a ese encuentro, Julio Chiarini será su reemplazante.

Barovero al hablar con la prensa trató de evitar el tema de su posible salida del club, pese a que la dirigencia espera que revea su decisión y se quede. "Como en enero seguimos sobre lo mismo", dijo, deslizando que no hay cambios en su posición.