El ex campeón del mundo con la Selección volvió a encender la polémica en torno a sus declaraciones sobre la personalidad del mejor del mundo. Sostuvo que Lio "no tiene personalidad para ser líder", pero advirtió que él quiere proteger al astro del Barcelona.

Diego Maradona continuó la polémica contra Lionel Messi, al reafirmar que el capitán del seleccionado argentino "no tiene personalidad para ser líder", aunque aclaró que su idea es "cuidarlo" ante la intención de otros de convertirlo en "algo que no es".

Hace algunos días, en el marco de un evento previo a la Eurocopa de Francia, un micrófono quedó abierto y tomó una charla entre Diego y Pelé, donde el astro argentino aseguró a su 'archirival' futbolero, que "Messi es buena persona, pero no tiene personalidad como para ser líder".

"Yo sigo pensando lo mismo que le dije a Pelé, pero que no lo quieran hacer quedar como una crítica, eso no es así. Al chico lo quieren hacer líder y los líderes se hace solos", ratificó Maradona en una entrevista a Diario Popular.

"Nadie arma un líder, los líderes no se piensan, no se puede poner un líder porque a alguien se le ocurre", lanzó en una defensa ambigua sobre el goleador histórico del Barcelona, que anoche se despachó con tres tantos para el combinado nacional contra Panamá (5-0).

Embed
Finalmente, el astro nacido en Villa Fiorito y campeón mundial en México 86, avisó: "Yo de Leo no hablé y no hablaré jamás. Y si me ponen una pistola en la cabeza, tampoco voy a contar nada de lo que hablamos en la intimidad".

De esta manera, la relación entre los dos mejores futbolistas de la historia argentina sumó un nuevo capítulo, aunque el rosarino evitó referirse en la noche del viernes en la rueda de prensa.