La nena fue asesinada a poco de nacer y luego colocada en una caja de cartón que terminó en basural. La autopsia reveló que a la beba primero le colocaron gasa, algodón o elementos similares en la boca para que no respire, y como eso no dio resultado, la ahorcaron.
La beba que el martes pasado hallaron muerta en un basural a la vera de una ruta provincial en el sur de Jujuy fue ahorcada con un cordón de zapatillas, por lo que el fiscal que interviene en la causa ordenó a la policía diversas tareas a fin de esclarecer el hecho, que aún no tiene detenidos ni imputados.

Embed
Fuentes judiciales informaron a Télam lo que se presumía desde un comienzo, que a poco de nacer la nena fue asesinada y luego colocada en una caja de cartón que terminó en El Tipal, un basural lindero con la ruta 42 que une las ciudades de El Carmen y San Antonio.

El episodio causó una gran conmoción en esa zona tabacalera, donde los vecinos supieron cómo murió la bebé, cuyo cadáver aparentemente arrojó al basural un camión recolector de residuos.

La autopsia que ordenó realizar el fiscal de Investigación 6, Gustavo Araya, reveló que a la recién nacida primero le colocaron gasa, algodón o elementos similares en la boca para que no respire y, como eso no dio resultado, la ahorcaron con un cordón de zapatillas.

Una cartonera que concurría habitualmente al basural encontró el cuerpo y se presentó en la subcomisaría "San Juan" de El Carmen para denunciar el hecho.

Embed
La mujer contó en la unidad policial suele ir a El Tipal a buscar elementos para reciclar y ese día, al abrir una caja, halló dentro una bolsa con el cadáver de la bebé.

El fiscal Araya ordenó varias diligencias a la División Homicidios de la Policía de Jujuy para esclarecer el hecho y dar con los responsables, que para los investigadores podría ser una persona con conocimientos médicos pues no descartan que se haya tenido la asistencia o participación de un partero.

Las fuentes señalaron que hay indicios al respecto y que la autopsia reveló que se habría intentado tapar el homicidio simulando que la beba nació sin vida, hipótesis que se refuerza con algunos elementos que le introdujeron en la boca para que no llegara a respirar.

Según datos de la autopsia la muerte se había producido no más de 24 horas antes del hallazgo del cuerpo, aunque para determinarlo con exactitud tomaron muestras de tejidos para analizarlos en el Laboratorio de Anatomía Forense del Centro Judicial de San Pedro de Jujuy.