Pasadas las 20 de este domingo, efectivos de la Ciudad avanzaron sobre los docentes que estaban levantando una "escuela itinerante" para debatir el conflicto educativo. Tiraron gas pimienta y hubo cuatro maestros detenidos.

La Policía Federal y de la Ciudad reprimió durante la noche de este domingo a los docentes de Ctera que intentaban instalar una "escuela pública itinerante" frente al Congreso.

Represión a docentes en la plaza del congreso.mp4

Durante una entrevista con el canal C5N, el secretario general del Sindicato Unificado de Trabajadores de la Educación de Buenos Aires (Suteba), Roberto Baradel, dijo que fueron violentamente desalojados por la policía y sostuvo que "cuatro docentes fueron detenidos". Horas después, fueron liberados.

Embed

"Hay cuatro detenidos que están en la comisaría sexta. Tiraron gas pimienta en la cara. Es una vergüenza", expresó Baradel, quien además denunció que el desalojo fue ordenado desde el gobierno de Mauricio Macri. "El comisario de la 6ta me dijo que la orden del desalojo vino desde Presidencia de la Nación", aseguró el dirigente.

Embed

Alejandro Demichelis, vocero de Ctera, aclaró a minutouno.com que el gremio que representa a los docentes a nivel nacional presentó este domingo a primera hora una notificación a la Jefatura de Gobierno de la Ciudad sobre la medida que realizarían y que la Ciudad no emitió ningún acto administrativo. "Confiamos que lo hará mañana (lunes) y podremos instalar la escuela con calma", dijo tras la represión.

"Estábamos armando una escuela itinerante de forma pacífica y nos reprimieron. Nos desalojaron. Lo que pasó acá es que hay un Gobierno que no cumple con la ley y, además, reprime", señaló la secretaria general de la Confederación Nacional de Trabajadores de la Educación de la República Argentina (Ctera), Sonia Alesso.

Embed

Para visibilizar el reclamo de la reapertura de la paritaria nacional y el cumplimiento de la Ley de Financiamiento Educativo, cerca de 500 docentes pretendían instalar una "escuela itinerante" frente al Congreso, a la altura de la calle Solis y Rivadavia. La idea era que la estructura permaneciera al menos 72 horas en la ciudad de Buenos Aires y después estuviera en otros puntos del país.

Embed

Por la instalación de la escuela, no se iba a cortar en ningún momento afectar el tránsito, según indicaron los docentes. El objetivo central era dar clases referidas al reclamo de los maestros, a orquestas escolares, programas socioeducativos y a las cooperativas escolares. También estaba previsto que allí acudieran senadores y diputados para explicar los proyectos de financiamiento que son tratados en el Congreso.