El vínculo arbitral entre la final de hoy  y la de Italia 1990

Deportes

Uno de los jueces de línea del partido entre Argentina y Francia es hijo de quien en 1990 cumpliera idéntica función durante la dolorosa derrota ante Alemania.

Szymon Marciniak será el árbitro de la final del Mundial de Qatar 2022 en el estadio Lusail, quien ya condujo el choque que la Argentina le ganó por 2 a 1 Australia, en octavos de final.

El referí polaco de 41 años será secundado por sus compatriotas Pawel Sokolnicki y Tomasz Listkiewicz. Este último tiene un apellido que los más memoriosos recordarán de otra final disputada por nuestra selección: la de 1990.

Es que es hijo de Michal Listkiewicz, quien en Italia 90 cumplió idéntica función en la final disputada el 8 de julio de 1990 en el Estadio Olímpico de Roma, donde el plantel entonces dirigido por Carlos Bilardo cayó ante Alemania por 1-0.

El hijo continuó la carrera del padre, mientras Michal siguió la suya en la dirigencia deportiva de su país, y en 1999 fue elegido presidente de Asociación Polaca de Fútbol, cargo que ocupa hasta la actualidad.

Y para quienes vivieron aquella final de 1990, aquella caída fue tan dolorosa para la selección encabezada por Diego Armando Maradona como para los millones de argentinos que la siguieron por televisión: el triunfo teutón fue gracias a un polémico penal decretado por el mexicano Edgardo Codesal, hoy muy recordado pero no gratamente

Por cierto, el equipo arbitral de este domingo se completa con el estadounidense Ismail Elfath como cuarto árbitro, mientras que el VAR estará a cargo del también polaco Tomas Kwiatkowski, secundado por el venezolano Juan Soto, el estadounidense Kyle Atkins y el mexicano Fernando Guerrero.

Dejá tu comentario