Argentina hizo un partidazo, pero cayó ante Brasil y quedó eliminada en handball

Deportes

En el que fue el primer clásico olímpico, Los Gladiadores cayeron 25-23.

El seleccionado argentino de handball, conocido como Los Gladiadores, quedó eliminado tras su cuarta presentación en el Grupo A de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, al caer por un apretado 25 a 23 en el clásico sudamericano frente a Brasil, en el primer cruce entre ambos en la historia de esta competencia.

En lo que fue una adversa primera mitad, el capitán Gonzalo Carou y los hermanos Pablo y Sebastián Simonet no tuvieron opciones ante la contundencia de los armadores brasileños Joao Silva y Gustavo Rodríguez, y las atajadas del prácticamente infranqueable Leonardo Ferrugem, que tuvo siete contenciones magistrales en ese período, obturando un par de mano a mano en sendos contraataques argentinos con posicionamientos favorables para los jugadores argentinos.

Mientras que en esos primeros 30 minutos que Brasil terminó ganando por 14 a 7, por ejemplo Joao Silva manifestó de arranque una contundencia fenomenal al disparar cinco veces al arco argentino y anotar en cada uno de sus tiros.

Y a partir de allí, con Argentina arriesgando todo en pos de descontar, jugando sin arquero, los brasileños empezaron a convertir de continuo ante un equipo albiceleste descontrolado al que solamente lo asistía el amor propio.

Pero promediando esa etapa final y luego que los brasileños alcanzaran una diferencia máxima de 12 puntos, algo inesperado teniendo en cuenta la paridad que existe entre ambos conjuntos, y sobre todo con los condimentos que tiene un clásico, el conjunto argentino "secó" el ataque de Brasil y le metió un parcial de 10-0 para quedar a dos tantos (23-21) con seis minutos en el reloj.

Convirtieron los brasileños a través de Gustavo Rodríguez y Ramiro Martínez volvió a achicar la diferencia a dos puntos cuando entraron en los últimos 35 segundos de partido, pero otra vez los "verdeamarillos" anotaron y el nuevo descuento de penal a 10 segundos del epílogo ya no alcanzó para nada.

Claro que la eliminación argentina, cuando aun resta una fecha para cerrarse el grupo, no está ligada pura y exclusivamente a su actuación de esta mañana de viernes en Tokio, sino a que el equipo dirigido por el español Manolo Cadenas también perdió los tres partidos anteriores: en el debut con Francia por 33-27, en su segunda presentación perdió 33-25 ante Alemania, y en su tercer juego la derrota fue frente a Noruega, por 27 a 23.

Lo que le queda por delante a Los Gladiadores para cerrar su participación en esta fase de grupos es el último enfrentamiento ante España, el próximo domingo 1 de agosto desde las 2.15 (hora argentina). Para los brasileños, en tanto, estará por delante jugarse la clasificación frente a Alemania en esa última jornada.

Dejá tu comentario