Andrea: una chica de barrio que repite la historia de Marianela

Espectáculos

Con el 53,2% de los votos, Darío Gutiérrez Castro fue el sexto expulsado de GH 5, postergando la salida de Mariana, de Soledad y especialmente de Andrea, la joven de Saavedra que pasó con éxito la cuarta sentencia del reality. Precisamente Andrea, siendo muy diferente a Marianela (ganadora de GH IV) parecería ser una de las preferidas del público para ganar el certamen.

Marianela Mirra pertenece a una familia de clase media de Tucumán y durante los cuatro meses que estuvo en la casa más famosa del país fue una de las pocas chicas que trató de no decir malas palabras ni insultar a sus compañeros. Sin embargo, Andrea Rincón, una chica de barrio, no tiene ningún inconveniente a la hora de decir malas palabras o hacer gesos obscenos.


“La diferencia es que Male fue una gran jugadora porque nunca se distrajo de su objetivo de ganar el certamen. En cambio, Andrea está jugando con sus emociones y altibajos que hasta ahora la están fortaleciendo", dijo Brel.    

 


“Las asemeja que ambas se sienten excluídas y rechazadas por sus compañeros y eso las convierte automáticamente en víctimas, teniendo su beneficio fuera de la casa”, expresó a minutouno.com Marisa Brel, una de las panelistas que debaten en Telefé sobre el ciclo. “Son las heroínas de las telenovelas y el televidente desea que triunfen en la vida”, agregó.

La mayoría de los compañeros de Marianela se empecinaron en nominarla, suponiendo que los fanáticos del ciclo tomarían la decisión de expulsarla. La acusaban de haberse referido a Nadia como un “gato” y de no cooperar en las tareas domésticas. Sin embargo, Vanina, Damián y Pablo, entre otros, vieron cómo la tucumana los pasaba por arriba en las votaciones para quedarse en la casa.



Salvo en dos ocasiones, Andrea estuvo siempre nominada por sus compañeros, hartos de sus gritos y sus malos tratos. Ya sea por la comida, por cómo la miraba un compañero o por la ausencia de sus cigarrillos,  la muchacha de Saavedra discute y se pelea con sus pares y permanentemente se la ve involucrada en una discusión con alguno de ellos. No obstante eso, los televidentes la bancan a muerte y hasta ahora no le han dado la espalda.

Para Brel, el hecho de que Marianela y Andrea pertenezcan a diferentes estratos sociales no constituye un impedimento para que ambas se hayan ganado el cariño del público. “No tiene que ver con la condición social porque los televidentes construyen personajes de cada uno de los participantes sin importar dónde viven o de dónde vienen. Adentro son todos iguales salvo que algún jugador marque diferencias desde dentro de la casa”, puntualizó Brel. “No importa si sos más ordinario que otro”, añadió.

Brel está convencida que ambas jugadoras son bastante diferentes en cuanto a los objetivos para con el juego. “La diferencia es que Male fue una gran jugadora porque nunca se distrajo de su objetivo de ganar el certamen. En cambio, Andrea está jugando con sus emociones y altibajos que hasta ahora la están fortaleciendo, pero no tiene hoja de ruta que la oriente para ganar el juego”, sentenció.

Dejá tu comentario