McDonald's, Starbucks y Coca-Cola también le dan la espalda a Rusia

Mundo

Las tres empresas estadounidenses se sumaron a la suspensión de operaciones en Rusia, camino que ya siguieron cerca de 300 compañías trasnacionales.

Las empresas estadounidenses McDonald’s, Starbucks y Coca-Cola informaron hoy que resolvieron sumarse a las cerca de 300 compañías transnacionales que resolvieron suspender sus operaciones en Rusia como represalia por la invasión de este país a Ucrania.

La cadena de comida rápida McDonald’s anunció su decisión de cerrar temporalmente sus 850 restaurantes en Rusia y suspender todas sus operaciones en ese país ante el “sufrimiento humano” en Ucrania. La compañía seguirá pagando a sus 62.000 empleados, así como a los proveedores y socios en Rusia, aseguró en un mensaje su director general, Chris Kempczinski.

“La situación es extraordinariamente difícil para una marca mundial como la nuestra y hay muchas consideraciones a tener en cuenta”, subrayó Kempczinski. “Al mismo tiempo, respetar nuestros valores significa que no podemos ignorar el sufrimiento humano inútil que tiene lugar en Ucrania”, agregó el comunicado.

Rusia, donde McDonald’s gestiona directamente más de 80% de los restaurantes que llevan su nombre, representa 9% del negocio del grupo y 3% de su beneficio operativo.

McDonald’s “seguirá evaluando la situación y determinará si son necesarias medidas adicionales”, subrayó el ejecutivo, según la agencia de noticias AFP.

Starbucks Rusia.jpg

En tanto, la cadena de cafeterías Starbucks informó que el grupo kuwaití que administra la franquicia de la marca en Rusia aceptó cerrar temporalmente los 130 locales en ese país, al que la compañía también dejará de exportar sus productos.

La empresa “dará apoyo a los casi 2.000 empleados (en Rusia) que dependen de Starbucks para vivir”, aseguró su director general, Kevin Johnson.

Coca-Cola Rusia.jpg

También la fábrica de refrescos Coca-Cola anunció este martes por la tarde la suspensión de sus operaciones en Rusia. “Seguiremos vigilando y evaluando la situación a medida que evolucione”, dijo la compañía en un comunicado en el que no detalló la magnitud de sus actividades en ese país.

Campaña de boicot

Desde hace varios días, McDonald’s, Coca-Cola y la principal competidora de esta, Pepsico, eran objeto de una campaña de boicot en las redes sociales por no suspender sus operaciones en Rusia.

Otras grandes cadenas estadounidenses, como Yum! Brands, KFC (ambas de comida rápida) y Pizza Hut (pizzerías) anunciaron el lunes por la noche la suspensión de sus operaciones en Rusia y se comprometieron a entregar las utilidades de sus negocios en ese país a iniciativas humanitarias.

Asimismo, la gigante de tecnología informática IBM informó también el lunes por la noche que interrumpía sus actividades en Rusia.

En total, más de 280 grandes empresas con presencia importante en Rusia ya anunciaron la suspensión de sus operaciones allí, según un inventario elaborado por la Universidad de Yale, mientras una treintena de multinacionales seguía trabajando.

El promotor de esa lista, el profesor de gestión Jeffrey Sonnenfeld, subrayó el papel que jugó en el caída del régimen racista del apartheid la salida de 200 grandes grupos en Sudáfrica en la década de los 80.

Embed

Dejá tu comentario