"Los Torajas", la comunidad indígena que ayudó al papá de Alum sin saber del secuestro

08 de febrero de 2018

Jorge Langone viajaba junto a la nena y su novia, Candela Soledad Guitiérrez. Se habían quedado sin dinero cuando llegaron a la ciudad de Sulawesi. Una comunidad indígena les dio comida y techo, sin saber que la madre los buscaba.

Así encontraron los efectivos policiales a Alum junto a su padre. Mientras en un primer momento parecía ser una escena de vacaciones, luego se supo que Jorge Langone en realidad se encontraba en una situación extrema tratando de huir de Elizabeth, la mamá de Alum.

Alum.jpg
La nena estaba almorzando con su papá
La nena estaba almorzando con su papá

Según contaron los familiares de Elizabeth, la mamá de Alum, Jorge salió del país, pasó por Bolivia y de ahí se dirigió a Malasia donde cruzó en un "barco ilegal" hasta Indonesia. Se habían quedado sin dinero.

El almuerzo en el que encontraron a la menor había sido gentileza de los residentes del lugar quienes en los últimos días los habían hospedado y brindado agua y comida.

Jorge admitió que caminaron mucho para llegar a Sulawesi y que ocasionalmente los vecinos de la zona le brindaban un lugar para dormir.

Fue gracias a la circulación de la foto de Alum en las redes sociales de todo el mundo que uno de los residentes la reconoció y se contactó con la familia.

Alum indonesia.jpg
Alum junto a su mamá
Alum junto a su mamá

Los Toroja, la comunidad indígena que ayudó al papá de Alum

Quienes se solidarizaron con el papá de Alum mientras estuvieron en Sulawesi fueron los torajas, uno de los grupos indígenas de Indonesia que aún hoy mantienen prácticamente intacta su cultura, sus creencias y ritos mayoritariamente centrados en la muerte y su celebración.

tana toraja

Según cuentan quienes conocen la zona, en los techos de las casas de los Torajas hay una imitación de cuernos de búfalos colgados que indican la posición jerárquica de la familia en la escala social. Se trata de casas de madera, estrechas con pocas ventanas levantadas sobre pilares para evitar que se inunden cuando llueve de forma torrencial.

Por dentro, las casas está dividida en tres niveles. Bajo cubierta se guardan el ajuar y las cosas más preciadas de la familia; el segundo nivel de la casa se usa como vivienda y lugar de reunión familiar, y debajo se guardan los animales. Este modo de distribución tiene que ver con las creencias torajas, que dividen el mundo también en tres niveles: La tierra ocuparía un lugar intermedio, donde habitan los humanos; por encima vivirían los dioses y los ancestros, y en el nivel más bajo los animales.

Tana Toraja tribu

Las ceremonias funerarias torajas son uno de los principales atractivos turísticos de la zona y se volvió una visita obligada para cualquier viajero. Una pequeña ofrenda o donativo será suficiente para que ocupe un discreto lugar durante la celebración entre los allegados del difunto. Durante la ceremonia no hay lágrimas ni tristeza, sino todo lo contrario. Una multitud colores, olores y sabores lo inundará todo: una gran fiesta.

Embed

Durante la celebración se sacrifican cerdos y búfalos. La carne de los animales se reparte entre los invitados y cada familia cocinará sus platos, generalmente servidos en hojas de bambú con verduras, especias y arroz. Le invitarán a degustar el manjar y a brindar por el difunto con un licor local. Mientras dura la ceremonia el difunto queda expuesto de cuerpo presente.

Temas