-

Puso una cámara para espiar a sus hijos y descubrió que son adictos al sexo

01 de septiembre de 2018

Un padre quiso averiguar qué pasaba en su casa cuando él no estaba, pero no estaba listo para encontrarse con la cruda realidad.

Un policía del Reino Unido se llevó la sorpresa de su vida al descubrir cuáles son los hábitos -o vicios- de sus hijos preadolescentes: instaló cámaras en su casa y llegó a la conclusión de que son adictos al sexo.

Rob Kirk, de 37 años, participó del programa "Espiando a mi familia", del Canal 4 de la televisión británica, en un episodio que fue puro shock porque salió a la luz que su hijo de 11 años mira pornografía y el de 14 se define como "un maníaco del sexo".

El policía de Chelmsford, en Essex, permitió que grabaran a su mujer, Donna, y a sus cuatro hijos: Chloe, de 17 años, Ryan, de 14, George (11) y Poppy, de nueve. Los chicos son amables, estudiosos y educados, pero sus hábitos resultaron ser polémicos en el caso de los varones.

"Pensé que lo estábamos haciendo bien", reconoció Kirk en el programa. "Nunca quise que mis hijos fuesen de esos chicos que ves en la calle comportándose como unos vagos", aseguró el hombre según el sitio Daily Mail.

Pero después de unos días con cámaras en toda la casa, excepto en el baño, los detalles más oscuros salieron a la luz. "Quizás fue un poco tramposo de nuestra parte, ahora que lo veo en perspectiva", admitió el padre de familia.

Ryan, por ejemplo, tenía numerosas fotos de mujeres semidesnudas en poses dignas del pin up.

"Yo sospechaba que Ryan, que tiene 14, podría estar en la edad en la que este tipo de cosas pasan. Pero, ¿de George? Tiene 11, es callado. Pero tiene estas imágenes en su celular también. Seguía a una mujer en Instagram que ni siquiera vive en este país", expresó el policía, todavía impresionado por su descubrimiento.

Por desgracia para él, se equivocó. "Nunca pensé que estarían en el camino a convertirse en el tipo de hombre que cree que hacer comentarios sexistas está bien, o que manosear a una mujer está bien. Nuestros chicos nunca iban a hacer así", reforzó Kirk.

Temas