-

Estaba embarazada y su pareja la prendió fuego: murió después de agonizar 12 días

31 de enero de 2019

El brutal femicidio ocurrió en la localidad platense de Tolosa. Estaba internada en el hospital San Roque desde el 18 de enero último.

Una mujer de 34 años y embarazada de cinco meses que estaba internada desde hacía 12 días con graves quemaduras que sufrió durante una pelea una casa de la localidad platense de Tolosa con su pareja, que también murió, falleció en las últimas horas en el hospital San Roque de esa ciudad, informaron este jueves fuentes médicas.

Se trata de Juana Carolina Brítez Rojas, una comerciante y empleada doméstica oriunda de Paraguay, quien murió tras 12 días de agonía, dijeron fuentes del centro asistencial donde se encontraba internada desde el 18 de enero último, a raíz de las quemaduras que había sufrido durante una pelea con su marido.

El vocero detalló que la mujer “presentaba quemaduras en la zona del abdomen y los brazos y que tenía muy comprometidas las vías respiratorias”. Sostuvo también que al momento de ingresar al centro asistencial “cursaba un embarazo de entre 20 y 22 semanas”.

El hecho que desencadenó la muerte de la mujer y su pareja, identificada por fuentes policiales como Isidoro Brizuela (26), ocurrió en una casa situada en la calle 115, entre 514 y 515, en el barrio platense de Tolosa.

De acuerdo a testimonios de los vecinos incorporados en la causa que instruye la fiscal Ana Medina, en los días previos “se escuchaban discusiones”.

Una de las hipótesis que manejan los investigadores es que el hombre atacó a la mujer porque ella lo quería echar de la casa que ambos compartían debido a su adicción al alcohol. Es que según los familiares de Brítez Rojas, el hombre no tenía trabajo y salía a tomar bebidas alcohólicas, tras lo cual regresaba a su domicilio y se ponía agresivo.

Los investigadores sospechan que en medio de la discusión, Brizuela atacó a su pareja con un arma blanca y luego la roció con nafta y la prendió fuego. Estimaron que tras esa acción, el hombre también se roció con combustible y se prendió fuego a lo “bonzo”, ya que ingresó al Hospital de Gonnet con el 75 por ciento de su cuerpo con quemaduras graves.

Brizuela estuvo internado en grave estado durante tres días y luego falleció producto de las lesiones que padecía.

Temas