La Ciudad rechaza el lenguaje inclusivo que hasta hace poco usaba

Política

Desde la oposición porteña advirtieron que la medida responde al drenaje de votos por derecha que está experimentando el macrismo. La Ciudad utilizaba en varias campañas el lenguaje inclusive que ahora prohíbe.

Legisladores porteños se pronunciaron este viernes en contra de la prohibición del lenguaje inclusivo en las escuelas de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA) y advirtieron que la medida tiene un "tinte electoralista" y no descartaron la posibilidad de "apelar a la vía judicial".

"La medida tiene un tinte electoralista, está pensada mirando encuestas y su verdadero objetivo es el impacto mediático", dijo la legisladora porteña del Frente de Todos (FdT) María Bielli, y agregó que, si bien la medida es "grave", tendrá "poco impacto" real.

"Un sector del PRO que gobierna la Ciudad de Buenos Aires entiende que hay votos que se le están escapando por derecha", continuó y parece no estar tan errada al ver que hasta hace poco el propio gobierno de Horacio Rodríguez Larreta utilizaba en varias de sus comunicaciones el lenguaje inclusivo.

Afiche.jpg

Una campaña sobre salud sexual y reproductiva dirigida a los jóvenes utilizaba hasta no hace demasiado tiempo el mismo lenguaje inclusivo que ahora el gobierno de Rodríguez Larreta asegura es necesario erradicar.

En 2018 cuando se lanzó esa campaña Guadalupe Tagliaferri, responsable del Ministerio de Desarrollo Humano y Hábitat de la Ciudad, explicó que se utilizó el lenguaje inclusivo para "sensibilizar (sobre la salud sexual y reproductiva), quitándole tabú para ponerlo en la agenda de los millennials".

Ahora la Ciudad da marcha atrás al calor de las encuestas y del drenaje de votos por derecha y elige cargar contra la lucha de las diversidades para no perder pisada en la carrera hacia 2023.

Afiche 1.jpg

"Tenemos una Ministra de Educación -dijo Bielli en referencia a Soledad Acuña- que resuelve políticas educativas respondiendo a especulaciones electorales y nos tiene acostumbradas a una serie de gacetillas que se comunican al unísono en distintos medios de comunicación y que luego son humo, tienen poco impacto en las escuelas".

Para Bielli, "aquello que no se crea por una resolución, tampoco se prohíbe por resolución", y señaló que "el uso del lenguaje es producto de prácticas sociales, es irrisorio creer que una resolución de una Ministra va a poder impedir que esas prácticas sociales sigan avanzando".

Sin embargo, advirtió que la medida "da cobijo a quienes no están dispuestos y dispuestas aceptar esas transformaciones sociales".

"Es grave que se intente prohibir aquello que responde a transformaciones que hemos hecho como sociedad y que tienen que ver con la ampliación de derechos", advirtió.

En paralelo, Mara Brawer, diputada nacional del FdT, aseveró que "lo más preocupante" de la medida es que "reprime las nuevas identidades" y "deja afuera las expresiones que muchos y muchas adolescentes usan para nombrarse".

Los afiches los encontró el periodista Lautaro Maislin y se viralizaron.

https://twitter.com/LautaroMaislin/status/1535335281766936576
Embed

Dejá tu comentario