Llegó a Ezeiza el noveno vuelo de Aerolíneas Argentinas con 370 mil dosis de la vacuna Sputnik V

Política

Con estas nuevas 370 mil dosis de Sputnik V la Argentina ya recibió más de 5 millones de vacunas y ya se aplicaron casi 3,5 millones.

El noveno vuelo de Aerolíneas Argentinas, que trajo 370 mil dosis del componente 1 de la vacuna la Sputnik V contra el coronavirus Covid-19, aterrizó esta tarde en Ezeiza, y lo recibió la ministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti y el presidente de la aerolínea de bandera, Pablo Ceriani.

La aeronave, un Airbus 330-200, matrícula LV-GIF, bajo el número AR1065, tocó pista a las 15.10, luego de haber partido anoche del Aeropuerto Internacional de Sheremétievo, a las 21.40 de Argentina (3.40 hora local), y tras haber permanecido cinco horas en territorio ruso para realizar los trabajos de carga de las vacunas.

Con estas nuevas 370 mil dosis del componente 1 de la Sputnik V contra el coronavirus la Argentina superó hoy las 5.000.000 de vacunas recibidas.

Según el Monitor Público de Vacunación, hasta esta mañana ya son 4.197.945 las vacunas distribuidas, 3.474.415 las aplicadas, 2.824.344 personas recibieron la primera dosis y 650.071 ambas.

La preeminencia de dosis del componente 1 en este nuevo embarque de vacunas permitirá dar mayor impulso a la nueva estrategia adoptada este viernes por el Consejo Federal de Salud para la campaña de vacunación, según la cual se priorizará la inoculación con la primera dosis y se diferirá 12 semanas la aplicación de la segunda.

Así lo resolvió hoy por unanimidad el Consejo Federal de Salud encabezado por Vizzotti y esta decisión se aplicará para todas la vacunas que se están utilizando en la masiva campaña de vacunación que se está llevando adelante desde fines de diciembre pasado en todo el país.

La decisión fue adoptada por unanimidad por todos los ministros de Salud del país bajo la premisa de que en este momento es preferible que más personas tengan alrededor del 70% de inmunización que es la que se logra con la primera dosis a que haya menos personas con un porcentaje de inmunización relativamente mayor.

Antes del encuentro Vizzotti explicó que esta iniciativa no tiene que ver con que haya menos vacunas, sino que apunta a "diferir la segunda dosis, como lo están haciendo Canadá y el Reino Unido que ya vio una disminución del 90% del contagio y de la mortalidad con esta estrategia", durante una entrevista con la radio FutuRöck.

"Si la diferimos unos meses (la segunda dosis) cubrimos más rápido a más personas para cumplir con nuestro objetivo que es bajar la mortalidad y luego se puede organizar todo el programa de vacunas para dar la segunda dosis", explicó la funcionaria.

Vizzotti resaltó además que ayer, en el marco de una reunión de la Comisión Nacional de inmunizaciones, se analizó el tema "teniendo en cuenta la idea científica y la complejidad de la implementación, así como el principio de equidad de que reciban la primera dosis la mayor cantidad de personas posible".

Las segundas dosis, remarcó la ministra, "tienen un porcentaje para aumentar la eficacia de la primera, sobre todo para que dure más tiempo".