Los exámenes para el registro en CABA se harán en la calle

Sociedad

Aunque todavía no esta definido a partir de cuándo se realizará el cambio de modalidad se prevé que será en las próximas semanas.

El Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires implementará cambios en los exámenes prácticos y teóricos para obtener la licencia de conducir, uno de los cuales consiste en que la prueba de manejo se realizará en las calles y no en circuitos cerrados.

Aunque todavía no hay fecha precisa de implementación del cambio se prevé que sea a partir del próximo semestre. Las academias de manejo ya están habilitadas a realizar prácticas y clases en las calles de la Ciudad.

La medida apunta a que los aspirantes puedan ser evaluados en situación cotidiana de calle por los inspectores y para llevarla a cabo se contratará una flota de vehículos doble comando en forma tercerizada a través de la Secretaría de Transporte Público.

El 70% de los rodados tendrán cajas manuales y un 30%, de transmisión automática, según informaron fuentes gubernamentales.

Las academias pueden impartir los cursos en toda la Ciudad, con excepción de las avenidas y las manzanas con establecimientos educativos, centros de salud, comisarías, estaciones de bomberos, o calles del macro y microcentro.

De esa manera, todo el examen práctico que hasta el momento se realizaba en la sede de la avenida Roca, en un circuito cerrado, comenzará a llevarse a cabo en otro armado en plena vía pública.

Las instalaciones de Roca, de todas maneras, continuarán siendo escenario de exámenes a aspirantes a conductores de motovehículos y de conductores de carga.

Por otro lado, el curso de otorgamiento y el de renovación de licencia de conducir se dictarán de manera virtual, lo que permitiría una mayor cantidad de aspirantes que toman una clase en simultáneo, y que sea más cómodo y fácil asistir a su totalidad.

Además, se elevará el nivel de exigencia, ya que las preguntas pasarán a ser de treinta a cuarenta y el porcentaje de respuestas requerido pasaría de 75% a 85%, en un examen que se reducirá en su duración de 45 a 40 minutos.

Para el examen psicofísico se incorporará una entrevista semidirigida más extensa con el objetivo de ahondar en los indicadores que pudieran interferir en la aptitud para conducir.

En tanto, en el área médica, se sumarán preguntas sobre trastornos de sueño o apneas.

En el examen de conducción se evaluará "Técnica de manejo", "Respeto por las normas" y "Convivencia de otros actores".

Asimismo, cambiarán la vigencia de las licencias para conducir: para conductores de 16 a 39 años será de hasta diez; de 40 a 49, hasta seis; de 50 a 69, hasta cuatro, y a partir de 70, de dos.

Embed

Dejá tu comentario