Crimen de Lucas González: tras informe final de prueba clave la querella insistió con nuevas detenciones

Sociedad

El informe concluyó que las policías Micaela Fariña y Lorena Miño manipularon la réplica del arma que plantaron en el auto en el que iban Lucas González y sus amigos.

Tras los resultados finales de una prueba clave, la querella que impulsa la causa por el asesinato del joven Lucas González cometido por efectivos de policía de la Ciudad, coincidió con la fiscalía y pidió a la Cámara del Crimen que se disponga la detención de nuevos imputados, algo que ha sido negado por el juez Martín del Viso que lleva adelante el caso.

Se conocieron detalles de un informe del Gabinete de Odorología de la Policía Federal que concluye que por el olor, dos mujeres policías que están en libertad manipularon la réplica del arma que plantaron en el auto en el que iban Lucas González y sus amigos.

En la causa hay 12 policías de la Ciudad detenidos, ya que algunos fueron liberados.

Lucas González - Fiscales (1).jpg

El planteo, a través de un memorial escrito, fue realizado por el abogado Gregorio Dalbón, quien pidió a la Cámara del Crimen que revoque la decisión de no detener a policías relacionados al arma plantada a los jóvenes que iban con Lucas Gonzalez el día del asesinato.

El fiscal Leonel Gómez Barbella había pedido al juez del Viso la detención inmediata de las dos mujeres acusadas por encubrimiento en el crimen de Lucas González, ya que, en el arma de plástico plantada para desviar la causa hacia la hipótesis del enfrentamiento, se hallaron rastros de las dos oficiales de la policía porteña, Micaela Fariña y Lorena Miño, quienes habían sido liberadas el 12 de enero por la Sala IV de la Cámara de Apelaciones porteña.

El pedido de Dalbón se basa en el informe final del análisis del rastreo realizado por dos perros de la policía Federal que dio como resultado la presencia de los olores de las dos mujeres, Micaela Fariña y Lorena Miño, además del de Héctor Cuevas, cuya detención había sido confirmada.

Crimen de Luzas González: los resultados del informe final

Según informó la División Búsqueda de Evidencia, Gabinete de Odorología Forense de la Policía Federal, “los análisis comparativos realizados han permitido determinar identidad odorológica sobre los compuestos orgánicos volátiles (COV) presentes en la muestra del olor dubitado (OD) levantada del arma plástica hallada el día 17/11/21 en el interior del vehículo Volkwagen Surán dominio IKG-181 y las muestras de olores indúbitos obtenidas de los Sres. Héctor Claudio CUEVAS, Micaela Soledad FARIÑA y Lorena MIÑO”.

reconstruccion crimen lucas

La "odorología forense" es la técnica que identifica el olor humano existente sobre objetos o lugares vinculados a una escena susceptible de investigaciones periciales mediante canes debidamente entrenados.

La base este método es la capacidad de recoger una huella olorosa humana directamente de dicha escena, con el fin de entablar una asociación con la persona que la ha dejado.

Esto es posible gracias a la capacidad olfativa de los caninos, quienes discriminan y diferencian esa huella olorosa, ya que poseen la propiedad de "exclusión olfatoria", entendida como la capacidad de discriminar un olor en particular entre un conjunto de olores.

Gracias a ello el can identifica el olor de un individuo colectado en la escena del delito, el cual está impregnado por aromas propios del ambiente, del objeto y/o lugar de recolección, corno también de otros individuos que pudieron haber tomado contacto con el escenario u objeto.

La fiscalía y la querella también pidieron la detención del comisario mayor Fabián Lencina, a cargo de tres comunas de la Ciudad de Buenos Aires; las abogadas Verónica Gabriela Andraca y su jefa, Silvia Alejandra Ozón, a cargo de la División Legales de la Dirección de Asuntos Jurídicos del Ministerio de Justicia y Seguridad porteño, y los oficiales Pablo Daniel Granara y Lucas Damián Evaristo Varas.

El asesinato de Lucas ocurrió el 17 de noviembre pasado cuando la víctima y tres amigos salieron de entrenar del club Barracas Central a bordo del Volkswagen Suran del padre de uno de ellos y fueron interceptados por un auto Nissan Tiida de la Brigada de Investigaciones de la Policía de la Ciudad del que bajaron tres efectivos armados y sin identificar.

Los adolescentes creyeron que eran ladrones que iban a robarles, por lo que huyeron del lugar. Los policías Isassi, Nieva y Lopez les dispararon y quedaron procesados por el delito de homicidio.

En total hay 12 policías detenidos, tres por el homicidio y los restantes por encubrimiento del crimen.

Embed

Dejá tu comentario