Antonia necesitaba refrescarse y su papá adaptó una vieja heladera: una familia le regaló su pileta

Sociedad

El papá de Antonia le había acondicionado una heladera para que use como natatorio para aliviar el síndrome de Noonan, pero Maira y sus hijos tuvieron un gesto solidario

Antonia Gómez tiene 9 años, vive en Paraná, Entre Ríos, y tiene un síndrome denominado Noonan, un trastorno genético que evita el desarrollo normal en varias partes del cuerpo. Su papá le acondicionó una vieja heladera para que use como pileta y relaje el cuerpo en medio de la ola de calor. Una vecina de la localidad de Santa Elena, conoció la historia y junto a sus hijos -Simón (6) y Máximo (14)- le regalaron la pileta de lona que ellos tenían en el patio de su casa.

antonia pileta solidaridad 2

“Sí mami, no hay drama más si ella lo necesita”, fue la respuesta de Máximo que tuvo eco en el agradecimiento público del papá de Antonia, Sergio.

Deshidratación interna externa produce el síndrome noonan, con urgencia en verano necesitaba una pileta, jamás llegué con la plata a comprar una pileta para Antonia", explicó Sergio en las redes sociales y agregó: "Los Sin Código -grupo amigos fieles- me ayudaron con dinero para comprar una, pero se enferma Antonia y el dinero se destina para dicha enfermedad y así una cosa o la otra y nunca puedo comprar tan preciado remedio como una pileta".

Por eso destacó: "Tal sorpresa de esta calidez humana, invaluable actitud de regalar a mi hija lo que tanto esperaba. Gracias Maira Bianchini, no cambies jamás”.