Yao Cabrera no quiso declarar en la causa por delitos sexuales: "Me niego a responder preguntas"

Sociedad

Acusado de delitos sexuales, el youtuber se presentó vía zoom a la indagatoria en el juzgado Federal de Campana, escuchó la lectura de derechos y las acusaciones, y luego expresó ante la justicia su decisión.

La citación a declaración indagatoria a Yao Cabrera fue realizada este martes 8 de febrero a las 10 de la mañana en un Zoom por la denuncia iniciada en el Juzgado Federal de Campana a cargo del Juez Adrián González Charvay por el Manager de Medios Jorge Zonzini y la posterior incorporación de los querellantes Giovanna De Mitole y Mariano Fernández, ambos ex empleados de las organizaciones VIRAL y WIFI del youtuber, patrocinados legalmente por el penalista Dr. Ramón Arigos.

En primera instancia y luego de la lectura de los derechos que tenia el acusado, se le hizo saber que enfrentaba esta querella por distintos delitos.

Primeramente se hizo referencia al delito de haber reducido a la servidumbre "al menos entre diciembre de 2019 y enero de 2020" a Giovanna Belén de Mitole cuando residía en el barrio cerrado San Marcos ubicado en Escobar, sometiéndola a su poder y voluntad a precarias condiciones laborales, bajo la promesa de darle un lugar donde vivir y comida, valiéndose del estado de vulnerabilidad de la mujer.

Luego, y en la misma línea se le hizo lectura de las otras acusaciones vinculadas estas al delito de pornografía infantil y corrupción de menores.

En la indagatoria, Marcos Ernesto Cabrera Rodríguez, pidió entrevistarse con su abogado el Dr. Cipolla, y luego de algunos minutos volvió para dirigirse al juez y expresarle lo siguiente: "me niego a declarar" y "me niego a responder preguntas".

Para sorpresa de los asistentes a la indagatoria Yao Cabrera dijo que su estado civil era "casado", recordó su DNI (no lo tiene, se maneja en Argentina solo con el pasaporte), y un hecho llamativo es que apareció sin los vendajes en su cabeza, lo que remarcó las dudas de lo ocurrido en el supuesto accidente, que para la querella no fue más que una maniobra para distraer y tapar su delicada situación penal.

Dejá tu comentario