Una vez más el local bailable "Diversión Disco" de Comodoro Rivadavia se ubica en el centro de las polémicas. El año pasado, el personal de seguridad captó imágenes de una pareja manteniendo relaciones sexuales en el baño.

Y ahora, una mujer se desnuda en una tarima a cambio de una lata de cerveza. ¿El boliche debe poner límite a exposiciones de este tipo?

Seguí leyendo esta nota en el diario El Patagónico