Con esta resolución, el juez hizo lugar a un pedido del fiscal Federal Gerardo Pollicita, quien este martes recibió una denuncia de la diputada Margarita Stolbizer respecto de "extraños movimientos" en las cuentas de la familia Kirchner y sus empresas.
El juez federal Julián Ercolini le pidió al Banco Central de la República Argentina (BCRA) que identifique todas las cuentas bancarias de la expresidenta Cristina Kirchner y de sus hijos Máximo y Florencia, en el marco de la causa Hotesur.

Así lo supo NA de fuentes judiciales, que también indicaron que el magistrado federal le solicitó al Banco Central que le entregue un informe detallado de los movimientos que tuvo cada una de las cuentas.

Con esta resolución, el juez hizo lugar a un pedido del fiscal Federal Gerardo Pollicita, quien este martes recibió una denuncia de la diputada Margarita Stolbizer respecto de "extraños movimientos" en las cuentas de la familia Kirchner y sus empresas.

Embed
La decisión de Ercolini fue en el marco de la investigación que lleva adelante a raíz de presuntas maniobras de lavado de dinero entre empresarios ligados al kirchnerismo y la firma hotelera propiedad de la familia, en una causa también iniciada por la líder del GEN.

Este martes, Stolbizer denunció "extraños movimientos" bancarios en cuentas y cajas de seguridad de la familia Kirchner no declaradas, en las que habría "unos 5 millones de dólares".

Según su acusación, la expresidenta destinó parte del dinero que es objeto de la investigación en las causas Hotesur y Los Sauces a las cajas de seguridad, "para ser sustraído de los ojos de la Justicia".

Indicó, al respecto, que presume que "se han vaciado las cuentas bancarias personales de la familia Kirchner o de sus empresas investigadas ya que las mismas poseen montos mínimos que no superan los 2 millones de pesos en total", mientras que "diferentes cajas de seguridad no declaradas esconden cifras millonarias en dólares".

Embed
En ese contexto, Ercolini requirió ahora información al Banco Central para determinar con detalle el estado y los movimientos de todas las cuentas que pudieran tener la exmandataria y su familia.

En la causa Hotesur se investigan maniobras de lavado de dinero a raíz que la firma Valle Mitre, de Báez, alquilaba el inmueble a aquella firma de Alto Calafate, de Cristina Kirchner, pero las habitaciones nunca se ocupaban realmente.

Días atrás, Stolbizer amplió la denuncia inicial contra la expresidenta de enriquecimiento ilícito a través de maniobras de lavado de dinero, por la de "asociación ilícita", al acusarla de encabezar una banda destinada a cometer delitos relacionados con la obra pública durante su gestión.