El padre de Taylor Swift, investigado en Australia por agresión

Espectáculos

Según el fotógrafo Ben McDonald, el padre de Taylor Swift le propinó un golpe cuando éste trataba de hacerle una foto a su hija en Australia.

El padre de Taylor Swift, Scott Swift, quien es conocido por los fans de la cantante como "Papá Swift", está siendo investigado por la policía australiana, según informaron las autoridades este martes 27. Por lo que se conoció, el hombre habría agredido a un paparazi que perseguía a la cantante en Sídney, justo después de clausurar su último concierto en dicho país, que ya ha abandonado.

La policía del Estado australiano de Nueva Gales del Sur asegura, en un comunicado que “ha sido informada de que un hombre de 71 años presuntamente agredió a un hombre de 51 años en el muelle de Neutral Bay alrededor de las 02.00 de la madrugada antes de abandonar el lugar”. Y, si bien las autoridades no mencionan al padre de Taylor Swift, los medios australianos identificaron a Scott como el agresor, lo que implicó que el representante de la cantante haya dado una versión propia.

Qué pasó con el padre de Taylor Swift en Australia

A pesar de que ningún implicado necesitó atención médica, el supuesto agredido es Ben McDonald, quien además declaró que el padre de Swift le dio un puñetazo. “Estaba persiguiendo a Taylor. Se bajó de un yate en Neutral Bay y caminó por el muelle con un paraguas sobre su cabeza y un par de guardias de seguridad a su alrededor. Los de seguridad nos empujaban con los paraguas. Entonces su padre decidió darme un puñetazo”, explicó ante The Sydney Morning Herald.

Después, agregó: “Fue una sorpresa. No había necesidad de eso, la seguridad lo tenía todo bajo control. Ahora, lo dejaré en manos de la policía”. Asimismo, también explicó que en 23 años que lleva trabajando, nunca había visto algo igual. “En 23 años nunca había visto algo igual. Taylor se bajó del yate y caminó hacia los guardias de seguridad que nos estaban arrojando paraguas a la cara”, fueron sus palabras exactas y también confirmó que tiene “golpes muy dolorosos en el lado izquierdo de la cara”.

En cuanto al lado de Taylor, su representante afirmó en un comunicado que “dos individuos estaban empujando de forma violenta hacia Taylor, agarrando a su personal de seguridad y con el riesgo de tirar a una integrante del equipo al agua”. Por otro lado, un miembro del equipo de la intérprete destacó que los fotógrafos "estaban siendo agresivos".

Embed

Dejá tu comentario