Francisco continúa con los tratamientos programados tras la operación de colon

Sociedad

El Papa Francisco evoluciona bien y se está alimentando en forma autónoma.

El papa Francisco, de 84 años, "continúa con los tratamientos programados" tras la operación de colon a la que fue sometido el domingo, po la que permanece internado en un hospital de Roma, al tiempo que se alimenta "por vía bucal" y por sus propios medios.

"Su Santidad el Papa Francisco ha pasado un día tranquilo, alimentándose y moviéndose de forma autónoma", informó hoy el vocero papal Matteo Bruni en un comunicado.

Tras unas "décimas de fiebre" que tuvo ayer por la tarde, el pontífice se sometió hoy "a pruebas rutinarias, a pruebas microbiológicas y a una tomografía computarizada de tórax y abdomen, que han resultado negativas", agregó el comunicado.

En ese marco, tras pasar la cuarta noche de internación, el Papa "continúa con los tratamientos programados y la alimentación por vía bucal", según Bruni.

Desde ayer, Francisco se alimenta de forma regular y sin la necesidad de una sonda, informó el Vaticano.

Tras 48 horas sin hacer mención a la patología específica del Papa, el miércoles el Vaticano reveló que quedódescartada la presencia de cáncer en el tejido extirpado durante la operación, que duró cerca de tres horas y para la que el pontífice recibió anestesia general.

"El examen histológico definitivo ha confirmado una estenosis diverticular grave con signos de diverticulitis esclerosante", precisó Bruni.

El sumo pontífice fue intervenido en la noche del domingo en el Policlínico Gemelli de Roma, cuando se le practicó una "hemicolectomía izquierda", que implicó la extracción de la parte izquierda del colon para tratar la "estenosis diverticular" con la que fue ingresado. La internación del Papa será, en principio, hasta el próximo lunes, informó el Vaticano.

Según dijeron fuentes médicas y vaticanas a Télam, la operación estaba pensada para resolverse con el método de laparoscopía, pero finalmente se practicó de forma abierta, lo que alargó el tiempo de trabajo del equipo comandado por el cirujano Sergio Alfieri.

Además de las novedades médicas, el vocero papal informó que ayer el Papa "quiso mostrar su cercanía paternal a los pequeños pacientes del cercano Departamento de Oncología Pediátrica y Neurocirugía Infantil, enviándoles su afectuoso saludo".

"En este momento concreto dirige su mirada a todos los que sufren, expresando su cercanía a los enfermos, especialmente a los más necesitados de cuidados", según su vocero.

La intervención, programada, fue hecha a inicios de julio ya que el Papa canceló sus audiencias generales de los días miércoles para todo el mes, como cada verano, y solo mantiene en agenda sus Ángelus dominicales desde el Palacio Apostólico.

Por el momento, de todos modos, el Vaticano aún no precisó si el pontífice celebrará, ni cómo, el encuentro con los fieles del domingo 11.

Dejá tu comentario