Crimen de Tomás Tello: imputaron por estado de sospecha a un testigo

Sociedad

Nahuel declaró en la causa de manera "informativa", pero los abogados de la familia de Tomás Tello avisaron que lo hizo con "memoria selectiva".

El miércoles de esta semana se presentó en la fiscalía en Mar de Ajó un joven llamado Nahuel, quien se identificó como amigo de Roberto Cejas, que está acusado de ser "partícipe necesario" del homicidio de Tomás Tello y prestó declaración para luego quedar imputado por estado de sospecha.

Ese mismo día, Nahuel contó ante la prensa que vio el momento en el que le pegaron la puñalada a Tomás Tello, aseguró que no conocía a Roberto Ochoa, al que por cierto señaló como el autor del crimen y de quien dijo que vestía la remera amarilla que se ve en videos del episodio.

Pero cuando le tocó repetir lo dicho ante el fiscal de Mar de Ajó Pablo Gamaleri, Nahuel se negó a declarar y en vez quedó imputado por estado de sospecha por su posible rol en el crimen de Tomás Tello, de 18 años.

Nahuel se presentó a declarar en calidad de testigo del crimen y aportó su relato de manera "informativa", pero los abogados que defienden a la familia de Tomás Tello aseguraron que

"Para mí lo que tuvo es memoria selectiva, es decir no pudo reconocer a las personas de los videos, y por eso se negó a declarar", le señaló a la agencia NA Adrián Rodríguez, parte del equipo del abogado Miguel Ángel Pierri.

"Nahuel tenía una intención de declarar para ayudar o perjudicar, pero no existe veracidad en sus dichos por la direccionalidad que tiene", sentenció el abogado.

Para Rodríguez, Nahuel "ya sabía y creo que la jugada de hablar con la prensa le salió pésimo", y remarcó que la Justicia imputa por estado de sospecha a una persona cuando hay muchas pistas en ese sentido. "Es una lógica de investigación a largo plazo sobre las acciones que llevó a cabo y hará a futuro", agregó.

crimen de tomás tello

De hecho, la versión del crimen que Nahuel narró a los medios se contradice a la del fiscal Gamaleri, que aún sostiene que el asesino fue Damián Kopelian, de 21 años.

Kopelián se encuentra detenido en la Unidad Penitenciaria número 6 de Dolores junto a su padre, Avedis Kopelián (57) y a Federico Brandon (22), Roberto de Jesús Ochoa (27), Carlos Amestoy (29) y Darío Espinosa Herrera (33).

"Entre los detenidos está el sospechoso de haber apuñalado a Tomás y eso se pudo precisar por los videos en la causa. Se trata del que todos conocen, Damián Kopelian", afirmó el fiscal.

"De lo que observé, a Tomás lo tenían arrinconado y no se podía defender. Entre tres le pegaban y no gritaba porque lo tenían arrinconado. Vi cuando le dieron la puñalada en el pecho", comentó el testigo, y agregó: "Kopelian le pasa el cuchillo a Ochoa para el ataque".

Al ser consultado si él conoce a Kopelian y a Ochoa, Nahuel dijo el miércoles pasado que no los trató nunca, pero que sabe sus apellidos por lo que le dijeron y por lo que vio en las grabaciones de las cámaras de seguridad.

Embed

Temas

Dejá tu comentario