Durante los últimos meses diferentes personas han denunciado que algunos cuerpos no habrían sido cremados y que a las familias se les habría entregado cenizas de otros cadáveres.
Según informaciones, el mes pasado se realizó un allanamiento en el crematorio porque había "fuertes olores". Allí se encontraron con 4 cadáveres que se suponía que ya habían sido cremados.
Uno de los denunciantes asegura que cuando les entregaron las cenizas de su tío fallecido, las esparcieron en las aguas de la laguna de Chascomús, como había sido el deseo del difunto, pero que días después, fueron convocados a identificar los restos de su tío dado que era uno de los 4 cadáveres que aún no se habían cremado y el cuerpo de su tío seguía en el cementerio.

Embed
Al respecto, la titular de la Fiscalía Descentralizada Nro. 9 de Chascomús, Daniela Bertoletti Tramuja, confirmó que tras la feria judicial le tomará testimonio a Ernesto Machado en su carácter de responsable del crematorio que funciona en el cementerio municipal de Chascomús.
En declaraciones radiales la fiscal explicó que "constatamos la existencia de cuatro cadáveres sin cremar; consultados los familiares sólo en un caso afirmaron estar en conocimiento que los restos del fallecido no habían sido cremado. Por eso el delito en esta causa se establece como estafa, ya que el del crematorio es un servicio que se cobra".
Por su parte, el secretario de Gobierno, Cipriano Pérez del Cerro, precisó que se están haciendo investigaciones sobre las posibles irregularidades. "Sería una lástima que esté funcionando mal, esperemos que solo haya sido una falsa alarma, y que continúe el servicio y se mejore las condiciones, ya que es muy utilizado por los vecinos...", expresó.