-

-

Mataron a golpes al padre de un chico asesinado en 2011

23 de marzo de 2019

Carlos Bustamante fue atacado en su casa de Miramar este viernes y la única detenida por el episodio es su mujer. La pareja había perdido a su hijo Gastón en un caso que nunca fue resuelto.

Carlos Bustamante murió este sábado tras sufrir una brutal golpiza que lo dejó tirado en el piso de su casa en Miramar, provincia de Buenos Aires. Así lo encontró su cuñada, que llamó al 911, y la única detenida hasta el momento es su mujer, Verónica González.

Bustamante, de 66 años, fue atacado el viernes pasado y lo trasladaron al Hospital Interzonal de Mar del Plata, donde murió este sábado. Había recibido golpes en la cabeza con "una maza, palo o fierro" que le provocó una fractura de cráneo y mandíbula.

La escena fue descripta como "de violencia extrema" por la fiscal de la causa, Florencia Salas. "La estoy acusando a González como autora material de este delito. Los indicios son hacia ella, lo que no significa que la prueba me arroje otra circunstancia. La policía científica estuvo cuatro horas trabajando en la casa", aseguró la funcionaria al canal C5N.

Bustamante y González sufrieron en 2011 la trágica muerte de su hijo de 12 años, Gastón, quien fue estrangulado mientras dormía en su cama en la misma casa donde se produjo el ataque del viernes.

Para Salas la mujer es la "única sospechosa" porque no hay indicios de que haya habido "personas ajenas al círculo familiar" al momento del ataque. "No hay línea investigativa para el lado del robo porque no hay aberturas violentadas", explicó.

Además Salas señaló que "hay ciertas contradicciones" entre los testimonios de los vecinos y los dichos de González, quien aún no fue citada a declarar formalmente. "No hay denuncias por violencia familiar, pero hay declaraciones de que discutían, aunque no llaman la atención", agregó.

El hombre fue atacado de improviso en un lugar de la casa ubicada en la calle 27, entre 46 y 48. Luego se desplazó a otro rincón donde intentó defenderse de una segunda agresión aunque estaba "muy debilitado" para lograrlo.

La fiscal reconoció que "faltan muchos elementos" en la causa que recién empieza a investigar, entre ellos el arma con el que fue golpeado Bustamante.